Caracas. Intermediarios mexicanos han colaborado con el régimen dictatorial de Nicolás Maduro ayudándole a sortear sanciones estadounidenses.

Como oxígeno en sala de terapia intensiva, la empresa mexicana Libre Abordo le ha entregado al régimen maíz y camiones cisterna para agua potable a cambio de petróleo.

Una investigación conjunta entre el diario español El País y Armando.info, revela que la operación en dos contratos suma 200 millones de euros. Quienes estamparon sus firmas son la Corporación Venezolana de Comercio Exterior (Corpovex), la empresa estatal venezolana encargada de centralizar las importaciones públicas y Libre Abordo.

Otros de los datos que aporta la investigación es que la empresa mexicana obtuvo los contratos sin contar con experiencia en el sector.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos asegura que con este sistema se han despachado más de 30 millones de barriles de crudo.

Washington conoce que los intermediarios mexicanos están vinculados con el testaferro de Maduro, Alex Saab, detenido en Cabo Verde el mes pasado.

Durante el mes de junio el Departamento del Tesoro sancionó a tres ciudadanos mexicanos y a ocho empresas vinculadas con las transacciones: Verónica Esparza y su hija Olga María Zepeda Esparza y Joaquín Leal. Los tres están bajo la lupa de la Oficina de Activos Extranjeros (OFAC) por realizar transacciones con Petróleos de Venezuela (Pdvsa) desde el 2019.

“Saab y Leal negociaron la venta de petróleo y se aliaron con la empresa mexicana Libre Abordo y su filial Schlager Business Group, compañías ligadas a Esparza y a su hija”, publica El País sobre la investigación que realizó la OFAC.

Uno de los contratos consiste en el envío de 1,000 camiones cisterna por valor de 139,323,656 euros. En el segundo acuerdo se establece el envío de 200,000 toneladas de maíz blanco con valor de 56,193,900 euros.

Petróleo por alimentos

El Departamento del Tesoro revela en un comunicado que se despacharon 30 millones de barriles de petróleo bajo el esquema “petróleo por comida”, una estrategia que echa mano el régimen de Maduro para disfrazar la transacción como ayuda humanitaria y de esa forma poder sortear las sanciones.

Libre Abordo se declaró en bancarrota

“El ilegítimo régimen de Maduro creó una red secreta para evadir las sanciones”, comenta Justin G. Muzinich, subsecretario del Tesoro.

La Unidad de Inteligencia Financiera de Hacienda investiga a Libre Abordo.

Varios políticos de Morena simpatizan con la dictadura de Maduro. Una de ellas, Yeidkol Polevnsky. Una fuente de la secretaría de Estado ha revelado que la expresidenta de Morena es gran amiga del dictador Maduro.

[email protected]