El secretario general del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), Pedro Sánchez, pidió este miércoles a las demás fuerzas políticas dejar atrás los vetos y hablar de progreso y cambio para impulsar un nuevo gobierno en España.

En su calidad de candidato propuesto por el rey Felipe VI a la Presidencia del gobierno a someterse próximamente a votación parlamentaria, aseguró que tras ese encargo del monarca España respira aliviada al generarse una corriente de esperanza e ilusión .

NOTICIA: España, ante una incógnita en alianzas políticas

Al reunirse con su grupo parlamentario en el Congreso de los Diputados, expuso al ser propuesto como candidato se dio salida al bloque institucional en el que metió Mariano Rajoy a España, en la que había una cuarentena por el inmovilismo del aún mandatario.

El rey Felipe VI le encargó la víspera a Sánchez formar gobierno, luego de que Rajoy (cuyo partido fue el más votado y obtuvo más diputados) reconociera que carece de apoyos de otros partidos políticos para someterse a una votación de investidura.

En las elecciones del 20 de diciembre el PSOE quedó en segundo lugar con 90 de los 350 diputados del Congreso español, detrás del PP de Rajoy que obtuvo 123, y por delante de la izquierdista Podemos con 69, la centroderecha Ciudadanos con 40 y el resto distribuido en otras formaciones.

De acuerdo al sistema parlamentario español, el partido que intente formar gobierno debe sumar en una primera votación al menos 176 votos en la cámara (la mitad más uno), o en una segunda ronda tener más votos a favor que en contra.

En enero pasado tras una primera ronda de consultas con el rey, Rajoy renunció al encargo del monarca para intentar formar gobierno al reconocer que carecía de los apoyos suficientes para ser investido, por lo que este martes al cerrar una nueva ronda el jefe del Estado propuso a Sánchez.

En su reunión de este miércoles con su grupo parlamentario, el líder socialista anunció el inicio de los contactos con otras formaciones políticas, como Coalición Canaria, Izquierda Unida, Ciudadanos y Podemos.

NOTICIA: Rajoy declina formar el nuevo Gobierno español

Recalcó que desde este miércoles al sábado debe tener cubierta una primera fase de contactos con las fuerzas que pueden apoyar la candidatura socialista.

Es momento de dejar atrás los vetos, y empecemos a hablar de lo que nos une. No hablemos de frentes ni vetos y sí de lo que nos une que es progreso y cambio , aseveró.

España puede gobernarse con diálogo y moderación, con responsabilidad y convicciones, con políticas progresistas , abundó.

Reiteró que la intención es hablar de un gobierno que pueda resolver los problemas de la gente, que sufre por falta de oportunidades laborales, la desigualdad en muchos sentidos, la desconfianza en las instituciones debido a la corrupción.

Asimismo, enfatizó que en sus propuestas de negociación está la de reformar la Constitución para reforzar la convivencia con Cataluña y crear un Estado federal que cierre el paso al independentismo.

NOTICIA: Emergentes pulverizan bipartidismo en el Parlamento español

A los diputados de su partido, les dijo que España inicia un camino apasionante, un momento histórico y que el PSOE debe estar a la altura y para eso en la mochila se lleva ilusión, responsabilidad, principios, convicciones y generosidad .

Les pido que cuando vean desplantes y arrogancia de otros partidos, respondamos con respeto, por respeto a millones de españoles que quieren un PSOE a la altura de la circunstancias , agregó.

erp