Los niveles récord de desempleo en la Unión Europea (UE) causados por la actual crisis económica colocaron a unos 116 millones de personas en riesgo de caer en la pobreza, alertó la Comisión Europea (CE).

En un informe presentado esta semana durante una conferencia de alto nivel sobre el mercado laboral, en Bruselas, la CE indicó que el constante empeoramiento de la situación laboral en la mancomunidad es su principal preocupación .

Casi 94% de los empleos generados en 2011 son a tiempo parcial y el 42.5% de los jóvenes tiene contratos a tiempo determinado , señaló.

En los países de la zona del euro el índice de desocupación se situó en 11.3% y en el conjunto de la UE llegó a 10.4 por ciento.

Con una población conjunta superior a los 500 millones de personas, cerca de 25 millones de europeos carecen de un trabajo, y más de 10 millones se encuentran en esa situación desde hace más de un año.

Entre los jóvenes, los más afectados por la penuria, el desempleo alcanza ya 22%, pero en algunos países, como España y Grecia, supera el 50 por ciento.

Investigaciones indican que el efecto de la crisis sobre los jóvenes pueden no limitarse a bajos salarios y un retraso en el desarrollo de su carera profesional durante años, sino que podrían ser permanentes, resultando en más pobreza y exclusión social , alertó la CE en su reporte.

Para solucionar el problema, la CE sugirió analizar los sistemas educativo y laboral en los países europeos con los menores índices de desempleo y estudiar cómo exportar las mejores prácticas a sus vecinos.

Mejorar la eficacia del marco educativo y de formación y de las instituciones del mercado laboral puede mejorar la situación del trabajo, en especial entre los jóvenes , sostuvo.

EISS