El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón, anunció que los países de México y Centroamérica crearon un grupo de acción inmediata contra la red de traficantes de personas, responsable del accidente ocurrido el jueves pasado en Chiapas, donde fallecieron 55 migrantes de distintas nacionalidades y más de 100 resultaron lesionados.

Al dar lectura a un comunicado conjunto suscrito por funcionarios de Guatemala, Ecuador, Estados Unidos, Honduras, México, Nicaragua y de la República Dominicana, explicó que esa instancia tiene como objetivo investigar, identificar, aprehender y presentar ante la justicia a los integrantes y mandos de la organización criminal transnacional responsable de esa tragedia humana.

Recalcó que es inaceptable que las redes internacionales de tráfico humano sigan siendo responsables de la terrible pérdida de vidas humanas.  “Tenemos el compromiso compartido de aplicar la ley contra quienes resulten responsables, además  de trabajar de manera coordinada para combatir el tráfico humano en todas sus manifestaciones”.

El funcionario mexicano detalló que cada país asumirá la investigación en su territorio y, además de las herramientas existentes de cooperación jurídica, se establecerá un mecanismo para intercambiar información  de manera fluida y directa a partir de hoy, con el fin de presentar, a la brevedad, resultados a los  deudos y a la opinión pública en general.

El mecanismo está abierto a todos los países de la región y ya cuenta con el respaldo de Guatemala, Ecuador, Estados Unidos, Honduras, México, Nicaragua y de la República Dominicana.

Ebrard Casaubón dijo que los países firmantes de ese documento condenan y repudian las acciones criminales de las redes internacionales de traficantes de personas  y trabajan coordinadamente para que las víctimas del accidente y sus familiares reciban todas las facilidades y el apoyo  consular que requieran. “Ante la tragedia y el dolor actuaremos con determinación”, remarcó.

Los países de la región que suscribieron el documento reiteraron su respaldo a la migración segura, ordenada y regular  y reiteraron su repudio  a la acción de redes criminales internacionales de tráfico de personas y aseguraron que no permitirán la impunidad.

Por su parte, el canciller de Guatemala, Pedro Brolo Vila, manifestó que las autoridades guatemaltecas trabajan en estrecha colaboración con funcionarios mexicanos y del estado de Chiapas para dar seguimiento y atención a las víctimas, así como para trabajar de manera conjunta el proceso de investigación que permita dar con los responsables, así como para la repatriación de los restos de quienes fallecieron en ese accidente. 

Recalcó que ese hecho es un llamado a los gobiernos de que debemos endurecer las penas a quienes juegan con la esperanza de la gente y operan en la clandestinidad lucrando con la necesidad de personas vulnerables.

Por eso reiteró la propuesta del gobierno guatemalteco para que el gobierno de Estados Unidos establezca el tráfico de personas como un delito federal que se incluya en el tratado de extradición.

Hizo un llamado para que, juntos, Estados Unidos, México y Guatemala, endurezcan las penas en sus legislaciones.

Tambien invitó a los gobiernos de México y Estados Unidos para establecer una reunión de alto nivel, con el objetivo de alinear y homologar las políticas migratorias, pues dijo, para luchar contra la migración irregular, es imprescindible unir esfuerzos para construir los muros de prosperidad que generen las condiciones para que las personas no se sientan motivados a migrar y arriesgar sus vidas.

Propuso al gobierno de Estados Unidos a apoyar el desarrollo y la inversión en Guatemala y países vecinos para procurar que tragedias como la ocurrida en Chiapas no se repitan.

En un mensaje a medios realizado en las instalaciones de la Secretaría de Relaciones Exteriores en la Ciudad de México, participaron además los embajadores en México de Ecuador, Francisco Carrión Mena; Estados Unidos, Ken Salazar; Guatemala, Mario Adolfo Bucaro Flores; Embajadora de la República Dominicana en México, Isabel Castillo Baez; Honduras, Gerardo Alberto Simón y República Dominicana, Isabel Castillo Báez. También estuvo el fiscal contra el Tráfico Ilícito  de Migrantes del gobierno de Guatemala, Estuardo Campo.

diego.badillo@eleconomista.mx