Cancún, QR. El Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC, por sus siglas en inglés) dio a conocer que el Caribe internacional destaca como una de las regiones con mejores niveles de recuperación luego de los meses más críticos de la pandemia de Covid-19.

De acuerdo con el organismo internacional, durante este año el Caribe podría registrar un crecimiento de 47.3% en la contribución de viajes y turismo al Producto Interno Bruto (PIB) de la región, en comparación al 2020, representando un aumento de casi 12,000 millones de dólares.

El estudio pronostica que para este año el PIB global recibiría una contribución del 30.7% por parte del sector de Viajes y Turismo, lo que representa 1.4 billones de dólares; lo cual es impulsado principalmente por el gasto interno.

El diagnóstico del WTTC coincide con lo que han indicado líderes de la industria hotelera del Caribe mexicano, que ven un auge en el turismo, sobre todo estadounidense, lo cual permite anticipar un histórico cierre de este 2021, pero al mismo tiempo advierten que este auge es coyuntural, pues una vez que otros mercados turísticos se normalicen, la competencia será muy dura y la actual bonanza se diluirá entre más participantes.

Alex Zozaya, actual vicepresidente del Consejo Mundial de Viajes y Turismo, aseguró recientemente que “el turista que hoy llega a Quintana Roo es prestado, pues cuando otros destinos reabran la competencia esta será muy dura y el Caribe mexicano podría perder la importante cuota de mercado que actualmente tiene”.

El hotelero coincidió en que es positiva la recuperación del turismo estadounidense hacia Cancún, pero también precisó que es preocupante la competencia que se avecina, sobre todo con la reanudación de los cruceros, los cuales retornarán al Caribe con precios muy competitivos con los que difícilmente podrá competir la hotelería establecida.

“Actualmente Cancún es el sitio ideal por estar a menos de dos horas de Estados Unidos, en comparación con muchas de las islas del Caribe que además de estar más alejadas, exigen una prueba negativa de Covid-19 y una cuarentena obligatoria, pero eso tarde o temprano cambiará y es muy factible que todo el turismo que hoy está optando por destinos de Quintana Roo se diluya entre el resto de las opciones que se abrirán nuevamente al turismo”, dijo el hotelero. 

“Las tarifas hoteleras se encuentran entre 15 y 20% por debajo de los niveles prepandemia, pero cuando se tenga que competir con todos los destinos de la región las tarifas podrían seguir cayendo por efecto de la gran disponibilidad de cuartos de hotel a nivel internacional que habrá de un momento a otro cuando las restricciones a los viajes se vayan eliminando”, agregó.

Competencia

Por su parte, Roberto Cintrón, presidente de los hoteleros de Cancún, Isla Mujeres y Puerto Cancún, aseguró que el actual incremento en el flujo de turistas estadounidense hacia Quintana Roo es coyuntural y se debe a que, a diferencia de otros países, México no ha impuesto restricciones a los viajes y al turismo, pero conforme avance la vacunación y se levanten las restricciones internacionales, “el resto de los destinos entrará de lleno a la competencia con campañas muy agresivas que podrían diluir la bonanza actual”.

“Sólo con promoción se podrá enfrentar la competencia que se avecina cuando regresen a la competencia el resto de los destinos del Caribe”, expuso.

estados@eleconomista.mx