Puebla, Pue.  Las ventas de comercios y restaurantes poblanos no superan el 20% en la primera mitad de El Buen Fin, que inició el 9 de noviembre y termina el día 20, ya que empresarios de esos sectores esperaban mejores cifras, por el puente vacacional.

José Juan Ayala Vázquez, presidente del Consejo de Comerciantes del Centro Histórico, comentó que desde el viernes pasado era notorio que la clientela no aumentaba y que eso refleja cómo está reaccionando el mercado en plena crisis económica generada por la pandemia de Covid-19.

Indicó que pese a las promociones y descuentos que están ofreciendo, la gente no está saliendo a comprar y quienes sí lo hacen solo es para pasear.

Comentó que tener cerrado el zócalo de Puebla es perjudicial para la actividad comercial, porque las familias tienen un motivo más para no salir a distraerse y es mala la solución para frenar la ola de contagios.

Además, señaló que el comercio informal continúa operando en la zona del centro histórico sin control, aunado a que tampoco respetan las medidas sanitarias.

Cifra negativa

Por su parte, la presidenta local de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y  Alimentos Condimentados (Canirac), Olga Méndez Juárez, comentó que las ventas solo han subido 10% en siete días y no considera que mejoren en lo que falta de El Buen Fin.

Comentó que los socios del organismo están preocupados, porque al menos esperaban 40% más de ventas y eso no ven que ocurra en lo que reste de la campaña de ventas especialmente.

Indicó que este panorama es un augurio de que así cerrarán el presente año, ya que la crisis económica está presente mientras no haya vacuna contra el Covid-19.

Dijo que este puente vacacional era importante por la movilidad de personas; sin embargo fue todo lo contrario para los restaurantes que siguen funcionado al 30% de capacidad, como indican las autoridades estatales.

kg