La Secretaría de Seguridad Pública del estado informó hoy que Rafael Caro Quintero fue trasladado del Centro Federal de Readaptación Social de Occidente número dos a las instalaciones del Reclusorio Preventivo de Jalisco, perteneciente al complejo penitenciario de Puente Grande.

Añadió que lo anterior aun cuando está dependencia agotó todos los medios legales existentes para evitar el traslado del encausado y, tras un recurso de reclamación en el Primer Tribunal Colegiado en materia Penal del Tercer Circuito, resolvió un amparo a favor de dicho interno.

Indicó que la instancia estatal, a través de su Dirección General Jurídica, desde el pasado 25 de marzo realizó una serie de acciones legales para evitar el traslado del interno.

Entre ellas, quejas sobre la imposibilidad jurídica de cumplimiento a ejecutoria, se promovió incidentes e interpuso recursos de reclamación en tribunales de alzada, pero estos recursos fueron desechados.

La recepción de dicho interno se realizó sin ningún incidente y ya se encuentra en el reclusorio preventivo del estado.

La dependencia detalló que se promovió incidente innominado sobre imposibilidad de cumplimiento a ejecutoria, en contra del requerimiento de traslado efectuado por el Juzgado Cuarto de Distrito en materia penal, que conoció el Segundo Tribunal Unitario del Tercer Circuito, el cual se desechó.

En contra de dicho desechamiento se interpuso recurso de queja, la cual quedó registrada bajo el expediente 27/2010 del Primer Tribunal Colegiado del Tercer Circuito, razón por la cual el Segundo Tribunal Unitario del Tercer Circuito, determinó reservar los autos hasta en tanto se resolviera el recurso promovido.

Se resolvió el recurso de reclamación, que quedó registrado bajo expediente 4/2010 del propio Primer Tribunal Colegiado del Tercer Circuito, declarándolo infundado.

/doch