Puebla, Pue. Debido a que en el municipio de Puebla no hay tierras para construir más parques industriales o para instalar alguna fábrica, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) y la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra) pidieron al próximo ayuntamiento, que entrará en funciones en octubre, que promueva mediante incentivos fiscales el rescate de bodegas y exfábricas para usarlas como microparques para el sector verde.

El presidente de la Coparmex, Fernando Treviño Núñez, dijo que hay desaprovechamiento de esos inmuebles que tienen hasta más de 15 años sin usar tras la migración de las industrias textil fuera del municipio, porque el crecimiento de la mancha urbana complicaba las operaciones logísticas.

Destacó que tienen 30 empresas de Tecnologías de la Información con amplia participación promoviendo la industria 4.0 e innovando, por lo que esos espacios serán factibles para elevar la competitividad y productividad de otros rubros de la industria.

Indicó que se requeriría de la autoridad municipal para condonar adeudos de Predial, así como dar descuentos en licencias de construcción y funcionamiento, a fin de darle atractivo a esos espacios para que los empresarios se interesen en invertir.

Según el empresario, la autoridad municipal entrante sabe que en la Angelópolis se requiere reactivar la economía y esta opción sería viable a corto plazo, porque las bodegas y exfábricas se encuentran en polígonos intermedios entre el centro histórico y la periferia.

En tanto, Luis Espinosa Rueda, presidente de la Canacintra, destacó que la creación de microparques mediante estímulos fiscales generará un atractivo para que las empresas del sector impulsen un centro tecnológico en la Angelópolis.

estados@eleconomista.mx