Puebla, Pue. Las opciones para acceder a la condonación de un porcentaje mayor del Impuesto sobre Nómina (ISN), por la contratación de jóvenes, personas con alguna discapacidad y mujeres víctimas de violencia (este último rubro aprobado en febrero pasado por el Congreso estatal), no se refleja económicamente en las empresas, consideraron dirigentes de cámaras.

El presidente de Puebla de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Fernando Treviño Núñez, consideró que sus socios han manifestado al gobierno estatal que haya un descuento único y no diferenciado por el tipo de personal reclutado, ya que “los empresarios están haciendo esfuerzos por abrir más vacantes”.

Mencionó que lo ideal para la Iniciativa Privada es que el porcentaje del ISN se reduzca de 2.5 a 1%, “aunque para nosotros es mejor que desaparezca, porque esa recaudación ni siquiera se refleja en apoyos para mejorar, por ejemplo, parques industriales y que así ha sido desde que se creó hace más de 12 años”.

El presidente local de Coparmex explicó que una empresa o negocio no puede sólo contratar jóvenes o personas con discapacidad para acceder a una condonación mayor del gravamen mencionado, “cuando todo está en función de las necesidades de cada área y las oportunidades de crecimiento, factores que deberían valorar más las autoridades estatales para incentivar a los sectores productivos”.

Añadió que en la Iniciativa Privada hay el compromiso por apoyar a los sectores vulnerables con la generación de plazas, pero no sólo por ellos se debe considerar darles descuentos especiales en el ISN.

Ante esto, el presidente estatal del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Montiel Solana, opinó que es bajo el porcentaje de contratados referente a jóvenes egresados y personas con discapacidad, “que no llega ni a 3%, lo cual es un indicativo de que las opciones para poder acceder a una condonación extra sobre el cobro del impuesto no traen beneficios.

“Sí interesa a los empresarios, por ejemplo, tener egresados de universidades, pero muchos de ellos son vistos como prospectos cuando hacen sus prácticas profesionales y se quedan con los que muestran más interés y capacidad, es decir, no podemos contratar a todos, situación que hasta en áreas de gobierno aplican con los de servicio social, a quienes brindan plazas si ven esfuerzo, lo mismo pasa con nosotros”, explicó.

[email protected]