Querétaro, Qro. Malasa Mex Contract, compañía española dedicada a la fabricación de mobiliario, eligió Querétaro para instalar un nuevo centro de producción.

En el proyecto la firma invierte 264 millones de pesos, proyectando generar 400 empleos y facturar entre 400 y 600 millones de pesos, comunicó el CEO de la compañía, Javier Pérez Patiño.

Grupo Malasa, expuso, es una empresa española familiar que busca forjarse como líder mundial en el sector. La pandemia por Covid-19, agregó, genera un entorno difícil, sin embargo, la compañía apuesta por seguir creciendo y generando nuevos puestos de trabajo.

El nuevo proyecto de inversión continúa motivando la recuperación económica del estado, aunado a que representa posibilidades para entrelazar cadenas de valor, agregó el gobernador Francisco Domínguez Servién.

“Querétaro sigue generando señales de confianza. La confianza es una señal de recuperación económica que responde al talento humano, la paz laboral y social, ubicación estratégica, conectividad terrestre, aérea, infraestructura, desarrollo e investigación y un modelo económico triple hélice”, pronunció.

Al arranque del 2021, la entidad podría recuperar la totalidad de empleos formales que se perdieron a causa de la emergencia sanitaria, estimó el gobernador, tras precisar que retomar los niveles de empleabilidad también estaría ligado con los anuncios de inversión que han materializado compañías extranjeras en el estado.

“Querétaro es el estado con mayor recuperación de empleos, van 17,000 empleos, 50% de los empleos perdidos; con la llegada de Malasa y otras empresas, se empezará el año con 100% de los empleos recuperados”, planteó.

De marzo a julio la entidad perdió 34,636 puestos de trabajo, registrados ante el IMSS. A partir de agosto comenzó la recuperación de los empleos, incorporando 17,154 puestos a octubre, recuperando 49.5% del total de empleos perdidos en el periodo previo.

estados@eleconomista.mx