El sector de alimentos y bebidas en el estado creció alrededor de 6% en el 2013, informó Juan Carlos Ituarte Zarza, subsecretario de Desarrollo Económico, de la Secretaría de Desarrollo Sustentable (Sedesu).

Explicó que, de acuerdo con las últimas cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, el crecimiento anual de esta industria en el estado fue de 5.8% al cierre del 2012, al pasar de un valor de 17,500 millones de pesos a 18,556 millones de pesos.

El crecimiento acumulado en cuatro años del sector ha sido de 25.5 por ciento. Si lo separamos, alimentos ha crecido 26.4% y bebidas, 21.8%; con eso, las cifras oficiales al cierre del 2013 están cercanas a 6%, ya que ése es el crecimiento promedio , detalló.

Ituarte Zarza agregó que la industria de alimentos y bebidas aporta 22.6% del sector manufacturero estatal, y representa 6.1% del Producto Interno Bruto (PIB) total del estado, eso significa que entre los sectores industriales, es el segundo más grande del estado después del automotriz .

Explicó que el avance de estas actividades se debe a la consolidación de las empresas ya instaladas en Querétaro, principalmente las grandes compañías, así como por la dinámica del consumo local, y en menor medida por el surgimiento y crecimiento de empresas pequeñas y medianas relacionadas con estos segmentos.

En el tema de inversión, el subsecretario dijo que el sector de biotecnología, en el cual se incluye la industria de alimentos y bebidas, cerró en el 2013 con un monto de 1,408 millones de pesos en el estado.

Para el 2014 debemos tener un buen crecimiento. Aunque en general el crecimiento de la economía fue menor el año pasado (…), podríamos esperar tener un crecimiento superior a la economía, de entre 6 y 7% , estimó.

En este último caso, consideró que el aumento en este año estaría apoyado, a su vez, por la diversificación de mercados.

SECTOR ROBUSTO

Roberto Fraga, representante del sector de alimentos de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra) en Querétaro, aseguró que el impulso que ha presentado este segmento en la entidad ha sido relevante.

No es una industria nueva para el estado, muchas de las empresas ya llevan instaladas varios años, pero sin duda el esfuerzo en desarrollo de tecnología y la oferta educativa en la entidad, por ejemplo, ayudan a que se siga desarrollando , expuso.

Roberto Fraga mencionó que el crecimiento previsto de la Canacintra para este sector es de 5%, a partir del impulso de procesos de innovación y la integración de nuevas tecnologías en el aspecto alimentario.