El regulador mexicano en telecomunicaciones ha iniciado un procedimiento para determinar el estado de las condiciones de competencia en el mercado de la televisión de paga y de ahí partirá con el diseño de las políticas regulatorias que impondrá al Grupo Televisa, luego de haberla encontrado como el agente con poder sustancial en ese negocio a escala nacional el 24 de febrero pasado.

La industria se pregunta por el grado de alcance que tendrán esas regulaciones y cuál de las dos plataformas con las que participa Televisa en la TV de paga será la que resienta más las decisiones del regulador.

DOCUMENTO: Juez obliga a IFT revisar caso de poder sustancial en TV de paga

Aunque Televisa fue señalada con poder sustancial en todo el mercado relevante que significa la televisión restringida, tanto en señales que viajan por satélite como aquellas que van por las redes terrestres, es posible que una de las dos marcas del grupo resienta más las regulaciones futuras y de distinta manera.

Las regulaciones que vengan, añaden los especialistas consultados, tomarán en cuenta el estado del mercado cuando Televisa fue hallada con poder sustancial, es decir, a partir de febrero del 2017 y como resultado de un mandato judicial que ordenó al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) a revisar su resolución de septiembre del 2015 con la que definió que la televisora no tenía poder sustancial en TV de paga.

DOCUMENTO: Unidad Investigadora de IFT busca poder sustancial en TV de paga

El mercado del 2017 es distinto al del año 2015; existen nuevos actores, productos y condiciones económicas que, en combinación, propiciarán reglas distintas del IFT para Televisa, coincidieron los entrevistados. La regulación va a alcanzar a todo lo que es el mercado relevante: la televisión de paga y de ahí decidirá (el IFT) cuántas tecnologías concurren; si hay una tecnología que domina gran parte del mercado y si es conveniente concentrar una serie de medidas más importantes para ese segmento , comentó Víctor Pavón-Villamayor, presidente ejecutivo de Oxford Competition Economics.

El IFT ya determinó que Televisa tiene poder sustancial en TV de paga y es posible que una regulación asimétrica se dirija más hacia Sky, esto, si el IFT toma en cuenta que la empresa tiene una participación mayoritaria en ese segmento y que es la que ha crecido más sin grandes obstáculos , dijo Gerardo Steta, abogado especialista en telecomunicaciones y tecnologías de la información, aunque no hay que descartar impactos en el otro negocio, porque el regulador analizará todo el mercado relevante y el peso del grupo en el sector .

En el expediente P/IFT/240217/104, el IFT definió que pese a que Dish, el competidor directo de Sky, se expandió por el territorio con ofertas novedosas de servicios y creció en clientes, Televisa pudo apuntalar a Sky y ampliar su presencia, mientras que el resto de los operadores en el mercado del cable enfrentaron dificultades para ampliar su cobertura en la compleja geografía mexicana.

NOTICIA: Dish y Prodigy, factores para nuevas regulaciones del IFT

Desde el tercer trimestre del año 2015 en que la Unidad Investigadora informó al pleno del IFT que Televisa era un agente con poder sustancial, la compañía ha venido creciendo en el negocio de la televisión restringida, ya fuese por la vía orgánica o por la adquisición de cableras que le permitía el Artículo 9 transitorio de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR), que ampara a un operador a comprar a otro mientras exista un agente económico preponderante en la industria, en este caso, Telmex.

Desde aquel trimestre del 2015, Izzi Telecom, por ejemplo, creció en poco más de 90,000 usuarios de servicios de TV de paga. Y en el total de marcas de televisión que van por redes fijas, Televisa llegó a cerca de 4 millones 205,000 usuarios de video el 31 de diciembre de 2016, un crecimiento de más de 257,000 clientes en ese nicho desde el tercer trimestre del 2015. En el negocio de video que viaja por redes fijas, Grupo Televisa superó a Megacable, el otro operador con mejor desempeño del sector, quien cerró el 2016 con 2 millones 971,181 usuarios de TV de paga.

DOCUMENTO: IFT acata resolución de juez sobre poder sustancial

El sistema de televisión Sky es la estrella de Televisa en TV restringida. En 18 meses, la plataforma se ha hecho con más de 972,000 clientes y su cartera superó los 8 millones de usuarios en diciembre pasado. Sky ingresó 21,900 millones de pesos en todo el 2016 y las cableras, con su triple play y productos corporativos, reportaron 31,891 millones de pesos en el año a Grupo Televisa.

Las cifras entre negocios se acercan más cuando de utilidades se trata: la utilidad anual de Sky fue de 9,898.5 millones de pesos y de 13,236.1 millones para las cableras.

Esas cifras engrosarán el fundamento por el que el IFT refuerce políticas regulatorias en temas de adquisición de contenidos, que significarán impactos financieros inmediatos, más que en impactos en uso de compartido de infraestructura, pero sí los obligará a cambiar muchas estrategias operacionales y en el futuro tendrán que hacerlo, para no mezclar todo y para que el resultado de un negocio no afecte al otro , planteó Salomón Padilla, especialista en telecomunicaciones del despacho SAC Abogados.

Televisa no podría condicionar ni discriminar la distribución de señales de TV de paga , detalla Jorge Bravo, director editorial de Mediatelecom Policy & Law. También está la medida de que no se beneficie de la transmisión gratuita de las señales de televisión, por lo que tendría que pagar a las televisoras dicha retransmisión; las tarifas también tendría que resolverlas el IFT. Una medida drástica sería la desinversión de alguna empresa, pero seguramente el IFT va a optar por alguna medida asimétrica progresiva .

NOTICIA: IFT vota sobre el futuro de Televisa en televisión de paga

Grupo Televisa es una empresa que también ha ido invirtiendo para crecer las redes de la industria, a la par del capital que dirige a la compra de competidores. Y aunque para el 2017 perfila una reducción de sus inversiones en cerca de 500 millones de dólares, en los últimos meses apuntaló a Izzi Telecom con 300 millones de dólares que fueron a parar en redes de fibra óptica.

Pero hay que tener cuidado [el IFT] de que esta no pueda ser una estrategia de mercado advirtiendo una afectación por las regulaciones , opinó Agustín Ramírez, abogado de telecomunicaciones y radiodifusión en Ouraboros. No hay que descartar que la regulación también ira al cable .

El abogado consideró que una regulación progresiva pudiera obligar a Televisa a abrir sus redes para el uso de terceros, de esta manera, un operador técnicamente podría llegar al consumidor con una oferta propia por la red de Televisa. Todo es posible y todo está sobre la mesa del IFT , agregó Víctor Pavón, de Oxford Competition Economics. La estrategia más lógica para Televisa será esperar, conocer las regulaciones, discutirlas con el regulador y hacer un rebote de ideas y de todo ello tomar sus decisiones apropiadas .

undefined

nicolas.lucas@eleconomista.mx

erp