El Senado de la República estudia una reforma al artículo 146 de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR), que, de ser aprobada, permitiría a los usuarios de internet conocer la calidad del servicio que reciben y las posibles anomalías en sus conexiones.

La iniciativa propone que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) tenga la obligación de habilitar una herramienta para que a través de ella los consumidores puedan identificar anomalías o violaciones en su servicio, identificando así vulneraciones a la neutralidad de la red por parte de los concesionarios de servicios de telecomunicaciones y para que éstos las resuelvan.

La reforma al artículo 146 también exhortaría al regulador sectorial IFT a generar y publicar un reporte anual del estado de la neutralidad de la red.

El proyecto de ley fue presentado por la senadora Alejandra Lagunes Soto, del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), y de momento se encuentra en estatus de estudio pendiente ante la determinación del Senado de suspender las actividades no prioritarias y sólo permitir las reuniones y discusiones de urgencia entre senadores, luego de los casos importados de contagio del coronavirus Covid-19 ya registrados en el país. 

El artículo 146 de la llamada Ley de Telecomunicaciones hace parte del capítulo sexto de la misma que trata los temas de neutralidad de la red y se compone de un solo párrafo:

“Los concesionarios y los autorizados deberán prestar el servicio de acceso a Internet respetando la capacidad, velocidad y calidad contratada por el usuario, con independencia del contenido, origen, destino, terminal o aplicación, así como de los servicios que se provean a través de Internet, en cumplimiento de lo señalado en el artículo anterior”.

La senadora Lagunes propone adicionar dos párrafos más para conseguir el objetivo de evitar violaciones a la neutralidad de la red:

“El Instituto habilitará una herramienta con la que las personas usuarias podrán hacer de su conocimiento violaciones a la neutralidad de la red, para que concesionarios y autorizados puedan corregir anomalías y prestar un mejor servicio (…) Además, el Instituto generará un reporte anual que, a partir de los principios señalados en el artículo 145 y de los Lineamientos que para ese efecto emitan, dé cuenta del estado de la neutralidad de la red. El reporte deberá ser publicado en el sitio oficial del Instituto”.

La iniciativa ya ha sido turnada a las comisiones de Comunicaciones y Transportes y de Estudios Legislativos Segunda para su discusión y es una de las 11 iniciativas de reforma presentadas en lo que va del año 2020 que intentan modificar la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión.

Alejandra Lagunes Soto entiende a la neutralidad de la red como una característica que permite la existencia de internet como un espacio libre y abierto; una plataforma abierta en la que los proveedores están obligados a tratar de igual manera todo el contenido, las aplicaciones y servicios, sin discriminación.

Es decir, “asegurar que los proveedores se abstengan de otorgar ventajas competitivas a aplicaciones y servicios específicos, ya sea a través de la calidad del servicio o el precio”.

De siete páginas, la propuesta de la senadora del PVEM se sustenta fuertemente en argumentaciones de la organización civil R3D: Red por los Derechos Digitales y de académicos de la Universidad de Columbia, y recuerda que el IFT se ha retrasado en emitir los lineamientos generales sobre la neutralidad de la red.

abr