De acuerdo con el Informe Mundial de la Visión 2020 de la Organización Mundial de la Salud (OMS), 2,200 millones de personas padecen deficiencia visual a nivel global, de las cuales, 1,000 millones, es decir, el 45% de los casos hubieran podido evitarse.

En México, las cifras refieren que 2 millones 237,000 personas tienen deficiencia visual de las cuales, 80% cuenta con algún grado de astigmatismo, 24.8% sufre de miopía y 54% de los pacientes diagnosticados con diabetes presentan una visión disminuida. Mientras que la catarata afecta a tres millones de personas.

Ante este panorama, la visión hace una importante contribución al Programa de Desarrollo Sostenible de 2030 ya que abarca varios de los objetivos de la iniciativa de la ONU; desde la reducción de la pobreza hasta el crecimiento económico y el empleo, pasando por la educación, el género y la reducción de las desigualdades, entre otros.

“En APEC tenemos la firme tarea de cuidar la salud visual de nuestros pacientes y esto les permita desarrollarse en todos los aspectos de su vida, ya que la vista es invaluable”, comentó la Dra. Valeria Sánchez Huerta, Directora General de APEC.

Recientemente, la institución realizó la campaña “Mejorando Vidas, Mejorando la Visión” en conjunto con Essilor y PAUTA, para beneficiar con lentes a por lo menos 3,000 niñas y niños de escasos recursos; el modelo se basó en el esquema de que por cada peso que una persona donara, APEC y Essilor donaría uno más.

Cabe destacar que además de esta iniciativa, la institución trabaja bajo tres pilares fundamentales: labor asistencial, formación de médicos oftalmólogos e investigación científica.

A través de la labor asistencial, los pacientes pagan una cuota de recuperación por los servicios e insumos recibidos, y en caso de no poder cubrir el costo, se determina a través de un estudio socioeconómico la forma en que se le puede apoyar.

La formación de médicos oftalmólogos se realiza a través de un programa de educación para brindar conocimientos, habilidades, destrezas y actitudes necesarias para la práctica de la oftalmología como especialidad. Además, proporcionan a los residentes la experiencia necesaria para la promoción de la salud, prevención, diagnóstico, tratamiento médico, quirúrgico y rehabilitación de la patología oftalmológica. Actualmente APEC cuenta con 59 médicos residentes en la especialidad de oftalmología y 60 en alta especialidad, tanto nacionales como extranjeros.

Y con la investigación científica impulsan el conocimiento al servicio de la salud visual en México. Además, la Unidad de Investigación en Oftalmología está enfocada en el desarrollo de nuevos conocimientos para entregarlos de forma directa a la atención del paciente. APEC tiene un programa multidisciplinario que abarca desde investigación básica en biología molecular y celular hasta el desarrollo de nuevos dispositivos para aplicaciones en las áreas clínicas y quirúrgicas.

“Nuestro principal objetivo es la prevención y el tratamiento oportuno, procurando siempre la atención a bajo costo de nuestros pacientes y con la mejor tecnología para lograr la recuperación visual e incorporación en la sociedad con buena salud visual. Nuestras cuotas de recuperación son las más bajas, gracias a acuerdos con laboratorios y casas comerciales que nos permiten reducir costos, para que más personas puedan tener acceso a nuestros servicios”, destacó la Dra. Valeria Sánchez Huerta.

Es importante mencionar que para el año 2025, aproximadamente el 90% de la población de niños y jóvenes, que realiza actividades de visión cercana, tendrán algún tipo de error de refracción como hipermetropía, astigmatismo o miopía y de ese porcentaje, cerca del 70% presentará miopía.

Anualmente la APEC, con apoyo de diversas empresas, otorga más de 315,000 consultas a igual número de pacientes, realiza más de 12,000 cirugías, 120,000 estudios y 30,000 tratamientos en el Hospital Central, ubicado en el centro de la alcaldía de Coyoacán, y sus ocho clínicas periféricas, lo que les permite una cobertura en la Ciudad de México y el Estado de México, aunque tienen pacientes de todo el país e incluso extranjeros.

Finalmente, el hospital cerrará este 2021 con nueve clínicas con la nueva unidad en Cuautitlán Izcalli. Y durante 2022 ampliarán su alcance en atención médica oftalmológica con dos clínicas más, para un total de 11 unidades.