La Coordinación General de Puertos y Marina Mercante de México (CGPyMM) consideró como necesario la ampliación del Puerto de Manzanillo, Colima, que en el último año se colocó como el puerto mexicano líder en el movimiento de contenedores y el tercero de América Latina en el mismo rubro.

Durante los primeros cinco meses de este año, el Puerto de Manzanillo ha movilizado 13.5 millones de toneladas de carga y 1.24 millones de contenedores de 20 pies (TEUs); 1.2 y 4.8% superior al mismo periodo de 2018, respectivamente, muestra de su necesidad de ampliación.

Por ello, el gobierno federal contempla la ampliación del puerto en la Laguna de Cuyutlán y para conseguirlo destinará 23,500 millones de pesos, provenientes de recursos privados y públicos.

El proyecto de ampliación incluye la construcción de cuatro nuevas terminales: una especializada de contenedores (TEC) con capacidad para movilizar 1.75 millones de TEUs al año, otra para granel agrícola, una más para granel mineral y una especializada para hidrocarburos.

Para estrechar la relación puerto-ciudad y conciliar el desarrollo portuario con el medio ambiente, se tiene previsto la construcción de cinco presas de retención de azolves en el cauce del arroyo Punta de Agua y la modernización de la planta de tratamiento de Agua de Salagua.