Río de Janeiro, Brasil- OGX Petróleo y Gas alcanzó un acuerdo con un grupo de acreedores para un financiamiento por 215 millones de dólares para capitalizar la empresa, permitir la continuidad de sus operaciones y hacer efectivo el plan de recuperación, informó el sábado la controladora Oleo y Gas Participaciones (OGP).

Bajo acuerdo, OGX emitirá papeles convertibles por 215 millones de dólares, en dos etapas (la primera por 125 millones, la segunda por 90 millones), que, una vez autorizado por las autoridades competentes, serán convertidos en acciones, informó la compañía en un comunicado.

El grupo de acreedores que concordó adquirirá las emisiones, y de ser autorizado por las autoridades pertinentes, se traducirá en una posición mayoritaria en la empresa con 65%, mientras que los actuales accionistas quedarán con una parcela de 10 por ciento.

Eso significa que el fundador de la empresa, Eike Batista, quedaría con 5% y con ello perdería el control, indicó una responsable de prensa.

Esta modalidad de financiamiento es "un componente clave en la reestructuración de la compañía", expresa el comunicado de OGP.

Se espera que el plan de reestructuración sea presentado en las próximas semanas. El acuerdo concluye luego de semanas de negociaciones, tras la propuesta inicial acordada en diciembre con los acreedores.

La deuda de 5,800 millones de dólares en proceso de reestructuración de OGX incluye 3,800 millones en poder de los tenedores de bonos, 1,500 millones en compensación por la cancelación de contratos con el astillero de Batista (OSX), y 500 millones en pagos a otros proveedores.

La endeudada compañía petrolera de Batista entró en protección judicial contra la bancarrota a fines de octubre pasado. OGX, ahora OGP, forma parte del desmoronado imperio de Batista, EBX, que engloba empresas de energía, minería y logística.

El declive de EBX y de Eike Batista comenzó a mediados de 2012, cuando OGX anunció que su producción petrolera alcanzaría apenas el 25% de lo que había prometido.

RR