La crisis financiera de Toshiba Corp se intensificó este jueves, cuando medios informaron que la empresa podría registrar una amortización mayor a la prevista por 6,000 millones de dólares, lo que provocó un desplome de un 16% en el valor de sus acciones.

Los reportes arrojan dudas respecto a si las medidas que tome el atribulado conglomerado industrial para mejorar sus finanzas, incluyendo la venta de una participación en su negocio de microchips, serán suficientes para lidiar con el déficit.

NOTICIA: Toshiba buscará crédito por 2,500 millones de dólares para reestructura

Toshiba también se puso en contacto con el Banco de Desarrollo de Japón, respaldado por el Gobierno, para buscar ayuda, dijo una fuente con conocimiento del tema, que no estaba autorizada para hablar y solicitó el anonimato.

Otras fuentes dijeron que ejecutivos de Toshiba se sentarán con representantes de sus principales bancos tan pronto como el jueves para discutir un posible apoyo.

El presidente de Sumitomo Mitsui Banking Corp, uno de sus principales bancos, dijo en una conferencia de prensa que el prestamista quiere respaldar a Toshiba tanto como sea posible.

Toshiba, golpeado por un escándalo contable en el 2015, volvió repentinamente a estar en crisis a fines del año pasado tras conocerse que tendría que asumir sobrecostos en proyectos manejados por una empresa estadounidense de construcción de plantas de energía nuclear de reciente adquisición.

NOTICIA: Toshiba anuncia 6,800 despidos; espera pérdidas

Toshiba declinó a comentar sobre las amortizaciones reportadas y sobre sus planes para reunirse con los bancos.

Las acciones de Toshiba llegaron a caer un 26% este jueves, pero luego recortaron las pérdidas y cerraron con un declive de 16%, con un valor de mercado de la compañía de unos 9,000 millones de dólares.

erp