Senadores del Partido Revolucionario Institucional (PRI) se reunieron con el titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Gerardo Ruiz Esparza, a fin de supervisar las obras del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAICM).

Ante el coordinador del Grupo Parlamentario, Emilio Gamboa Patrón, y desde la construcción del NAICM, el funcionario federal aseguró que sin duda “éste es el aeropuerto en construcción más grande del mundo”.

“Todos ustedes tienen en mente que durante tres sexenios o más se trató de iniciar la construcción de este aeropuerto, necesario para que el país crezca. Aquí llegan o llegarán, actualmente llegan al aeropuerto que está operando, negocios, turistas, comercio, carga, en fin, una serie de factores que generan empleos necesarios”, expresó.

La visita de los legisladores priistas ocurre luego de que el candidato presidencial de Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que, de ganar las elecciones en lugar de continuar con el NAICM, se construirán dos pistas en la base aérea de Santa Lucía.

Durante la explicación de Ruiz Esparza a los senadores del PRI, se destacó que en la construcción del aeropuerto trabajan 300 empresas mexicanas, hay obra comprometida por 150,000 millones de pesos, 45,000 trabajadores empleados, con posibilidad de que a fin de año las contrataciones alcancen cerca de 80,000, además de que la obra ha traído beneficios para los municipios aledaños.

“La obra es muy bien vista, más de 80% de la población sabe el beneficio que le está aportando la obra y desde luego que la apoyan porque aquí ya están trabajando sus familiares, ya están trabajando en un momento dado los hijos de las familias. hay un sistema de contratación que prácticamente todos los días se ejerce y va creciendo”, aseguró.

Asimismo, Federico Patiño Márquez, director general del Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM), durante su presentación indicó que la capacidad máxima del actual aeropuerto es de cerca de 42 millones de pasajeros al año, lo que es un insuficiente debido a que tiene un porcentaje de crecimiento de 9% anual en los últimos cinco años.

En este sentido justificó que de no construirse el nuevo aeropuerto no se podrá atender la “demanda creciente”, lo que, dijo, significa “renunciar 3.3%” del Producto Interno Bruto, además de que aseguró que por cada millón de pasajeros que se incremente se crean 1,000 empleos directos y 3,000 indirectos.

trabajadores ya son accionistas

Sano, que afores inviertan en el NAICM: Consar

Es una buena noticia que los trabajadores del país inviertan en bonos del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAICM), consideró Carlos Ramírez, presidente de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar).

El responsable de regular al sistema de pensiones en el país declinó pronunciarse ante temas políticos; sin embargo, explicó que los trabajadores, a través de las afores, ya son accionistas de la nueva terminal aérea.

Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia, destacó recientemente que, de ganar las elecciones, no seguiría la construcción del nuevo aeropuerto. Aunque dijo que se pagaría a los tenedores de bonos sus participaciones.

De 6,000 millones de dólares que se emitieron en bonos por parte de la administración del proyecto, de los más de 750 inversionistas que participaron, únicamente una afore, Sura participó en la emisión primaria.

“Es una buena noticia que ahorradores mexicanos participen en una de las obras de infraestructura más grandes de los últimos años”, explicó Ramírez.

El funcionario público mencionó que un bono es un contrato y que tienen que respetarse los términos acordados. “Se tienen miles de inversionistas y pueden ser millones en el caso de las afores que esperan su retorno que ayudará a mejorar sus pensiones”, agregó.

Recordó que los trabajadores ya son socios de la Comisión Federal de Electricidad a través de la fibra E que emitió recientemente y consideró que las afores tienen que diversificar sus portafolios de inversión y anticipó que las afores debería estar en ese tipo de proyectos. (Con información de Eduardo Huerta)

leopoldo.hernandez@eleconomista.mx