A unos días de las elecciones para renovar la gubernatura el Congreso del estado y los cinco ayuntamientos de Baja California, todo parece indicar que el Partido Acción Nacional perderá su primer bastión político. Aquí fue donde por primera vez ganó una gubernatura, la cual mantuvo durante 30 años.

Desde 1989, cuando sólo había dos municipios, PRI y PAN protagonizaron una férrea competencia por los gobiernos municipales. Pero ahora, el Partido Acción Nacional parece desfondado y el PRI desdibujado, mientras que el Movimiento de Regeneración Nacional gana terreno en los cinco ayuntamientos.

Las encuestas le dan la ventaja en Mexicali a la morenista María del Pilar Ávila, de más de 15 puntos sobre el panista Gustavo Sánchez, mientras que en Tijuana al parecer el panista Juan Manuel Gastélum, que va por la reelección, aventaja, pero con una fuerte pelea de Morena. En Tecate, Playas de Rosarito y Ensenada, Morena inició el proceso electoral adelante con la intención del voto.

En el Congreso del estado, el PAN tiene mayoría, pero, en función de lo que se observa en las campañas electorales, parece complicado que mantenga esa condición.

[email protected]