El déficit comercial de Estados Unidos (mercancías y servicios) sumó 55,500 millones de dólares en octubre, su quinta alza consecutiva y el nivel más alto desde octubre del 2009, informó el Departamento de Comercio.

En lo que va del año, el fortalecimiento del dólar (alrededor de 6%) ha estimulado las importaciones e inhibido las exportaciones.

Históricamente, el mayor déficit anual en el comercio de Estados Unidos se registró en el 2006, cuando llegó a 771,000 millones de dólares. En particular, el déficit comercial con China en octubre aumentó en 7.1% a un récord de 43,100 millones de dólares, mientras que el déficit con la Unión Europa creció 65.5%, a 17,600 millones dólares, una cifra sin precedente.

Durante ese mismo mes, las importaciones estadounidenses totales aumentaron en 0.2%, a 266.500 millones de dólares, un récord; en tanto que las exportaciones descendieron 0.1% a 211,000 millones de dólares. EU es el mayor importador mundial y el segundo mayor exportador mundial de bienes y servicios. Las exportaciones estadounidenses de mercancías, muy diversificadas, están dominadas por la maquinaria, los vehículos, los productos químicos y los productos refinados del petróleo.

El déficit del comercio de mercancías se ha visto compensado en parte por el superávit del comercio de servicios y del ingreso primario. El comercio transfronterizo de servicios comerciales de los Estados Unidos registra tradicionalmente un superávit, que es especialmente importante en sectores tales como los servicios financieros y el transporte, así como en los cargos por el uso de propiedad intelectual.

Durante el 2018 se han acumulado diversas restricciones al comercio en los Estados Unidos, que han generado medidas de represalia por parte de los socios afectados.