Desde el periodo decembrino que arrancó el pasado 2 de diciembre hasta el 6 de enero, el sector comercio, servicios y turismo del país prevé captar ventas por 407,233 millones de pesos, lo que representa incremento de 2% con respecto a la temporada del 2013, cuando se vendieron 399,248 millones de pesos.

De acuerdo con Enrique Solana Sentíes, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), los rubros con mayor dinamismo son automóviles nuevos y usados, bebidas y tabaco, ropa y calzado, artículos deportivos, juguetes y dulces.

En tanto, en los rubros generadores de altas ventas están los artículos para decoración de interiores, joyería, restaurantes y hoteles.

El líder del comercio establecido en el país explicó que este crecimiento de 2% es modesto en comparación con la caída que muestran las grandes cadenas comerciales aglutinadas en la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicios y Departamentales, puesto que los mexicanos tienden a realizar sus compras en tiendas minoristas.

El 2014 resultó un año pobre y complicado para los empresarios por la entrada en vigor de nuevas reglas fiscales que minan las inversiones y el empleo; si bien hubo mayor crecimiento en las ventas con respecto al 2013, resulta insuficiente la tendencia , expresó.

Ante ello, Solana Sentíes urgió al gobierno federal meter mano a la reforma fiscal, en donde el Ejecutivo lleve a cabo misceláneas fiscales para incentivar las inversiones y generar empleo, y por ende consumo entre la población.

La propuesta fiscal de la Concanaco parte de la depreciación acelerada a inversiones de empresas; disminución de 35 a 25% o eliminación de ISR a personas físicas y efectuar el reparto de la PTU con base en la productividad.

Además de que haya deducibilidad de 100% en prestaciones sociales, servicios médicos, funerarios y educativos, así como aumentar la deducibilidad en compra de autos nuevos.

[email protected]