La construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) no se detendrá por ningún motivo  porque fue una decisión tomada con argumentos técnicos y su análisis duró varios años, aseguraron los secretarios de Turismo y Comunicaciones y Transportes, Enrique de la Madrid y Gerardo Ruíz Esparza.

"El sector turístico privado no está nervioso y nervioso se pondría si nos viera dudar" dijo De la Madrid.

En rueda de prensa luego de la puesta en operación de kioskos que facilitarán el acceso migratorio en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, Ruíz Esparza fue aseguró:  la construcción sigue sin debate alguno y las empresas constructoras que participan confían en el estado de Derecho que hay en el país y están tranquilas.

Minutos antes, Enrique de la Madrid cuestionaba el por qué los políticos se metían a debatir un tema técnico, como es la viabilidad del nuevo aeropuerto y dijo que era una falacia pensar que antes de tener una gran infraestructura aeroportuaria se deben construir más hospitales o escuelas.

"No se dejen engañar, para atender cuestiones sociales debemos tener   inversiones rentables que generen ingresos", refirió el funcionario.