Una empresa que realiza inversión social en alianza con organizaciones de la sociedad civil tiene mayor posibilidad de lograr un resultado exitoso, consideró Stephanie Schmidt, directora ejecutiva de Ciudadanía Económica para Todos de Ashoka.

Esta organización, detalló, impulsa las cadenas híbridas de valor, un modelo que permite a una compañía hacer una inversión con retornos económico y social, en conjunto con organizaciones civiles.

Se trata de realizar modelos de negocios, de expandir mercados, de ser más competitivos, hay un área de oportunidad enorme , dijo.

En el marco de su participación en la segunda edición del Foro Latinoamericano de Inversión de Impacto -que se desarrolla en Mérida desde ayer lunes y hasta mañana-, Stephanie.

Schmidt comentó: El objetivo de las cadenas híbridas es trabajar con el negocio central de la empresa para colaborar en temas como salud o educación .

Una cadena de autoservicio -ejemplificó- sumó a agricultores como sus proveedores, con ayuda de una asociación civil.

El apoyo de asociaciones u organizaciones resulta crucial en cuestiones de capacidad técnica y en el mayor entendimiento de las comunidades. Además pueden encargarse de la gestión de créditos financieros , dijo.

[email protected]