Brasil exportará alrededor de 50,000 toneladas de pollo a México en el 2016, apoyado por la apertura de un cupo de 300,000 toneladas libres de arancel en el mercado mexicano y la certificación de plantas por parte de autoridades mexicanas, estimó la Asociación Brasileña de Proteína Animal (ABPA).

México abrió un cupo anual desde mayo del 2013 para la importación de hasta 300,000 toneladas de carne de pollo, otorgando arancel cero, con lo que las empresas brasileñas tendrían la ventaja de evitar el arancel de 208% que les aplican las aduanas mexicanas fuera de ese cupo.

La Secretaría de Economía renovó el mismo cupo hasta diciembre del 2017, lo que generó inconformidad por parte de la Unión Nacional de Avicultores (UNA).

Además de México, la ABPA destacó a China como otro mercado que podría permitir seguir incrementando las exportaciones brasileñas de pollo, proyectando también para este país asiático envíos por 50,000 toneladas en el 2016. Brasil es el mayor exportador de carne de pollo del mundo y la ABPA calculó que las ventas externas brasileñas de este producto podrían cerrar en un nivel récord de 4.2 millones de toneladas en el 2015, un alza interanual de 4 por ciento.

Acercamiento diplomático rinde frutos

La apertura del cupo y la certificación de las plantas brasileñas fue un asunto que se incluyó en las conversaciones que sostuvieron los gobiernos de ambos países como parte de la visita de Estado de la presidente Dilma Rousseff a México a mediados del 2015.

La Secretaría de Economía de México adujo que la producción nacional de carne de pollo aún no ha recuperado el ritmo de crecimiento que registró a principios de la presente década, por lo que para satisfacer la demanda nacional se han realizado importaciones, sobre todo de Estados Unidos, quien no paga aranceles.

Inicialmente, el cupo se estableció luego de que desde mediados del 2012 se presentaron contingencias sanitarias de influenza aviar que afectaron los niveles de producción de huevo y pollo, cuyos efectos provocaron, según el gobierno mexicano, aumentos injustificados de precios en estos productos.

De enero a octubre del 2015, México importó carne de pollo por un valor de 637 millones de dólares, una caída interanual de 10.6%, de acuerdo con datos de la Secretaría de Economía.

[email protected]