Tanto la Secretaría de Economía (SE) como los productores de maíz rechazaron el aumento al precio de la tortilla que proyectó la Unión Nacional de Industriales de Molinos y Tortillas (Unimtac) para este 2018, calificándolo de injustificado e incluso de violatorio a la Ley de Competencia Económica.

“No es la primera vez que algún liderazgo de molineros se pronuncia por un incremento de precios de la tortilla. Ya la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) ha remitido cartas, en las que advierte que este tipo de declaraciones pueden llegar a constituir prácticas monopólicas absolutas, al tratarse de acuerdos entre competidores, tomados con el objetivo de manipular los precios”, explicó la SE en un comunicado.

La dependencia agregó que la declaración hecha por la Unimtac sobre el incremento en el precio de la tortilla carece de fundamento, ya que el precio de la tonelada de maíz blanco al inicio del 2018 está 11% por debajo de su precio hace un año, siendo éste el principal componente del costo de 1 kilogramo de tortilla. “El precio de la tortilla se vino ajustando en el 2017, de acuerdo con el impacto proporcional en la variación del precio de algunos de sus insumos (principalmente energéticos)”.

La SE recordó que en febrero del año pasado, solicitó a la Cofece una investigación por posibles prácticas monopólicas absolutas en el mercado de producción y comercialización de tortilla en Jalisco. En noviembre del 2017, la Comisión sancionó a dos liderazgos regionales y a un funcionario público estatal por intentar coordinar incrementos en el precio de este producto.

En línea con lo declarado por la SE, se pronunció la Confederación Nacional de Productores Agrícolas de Maíz de México: “El aumento en el precio de la tortilla es injustificado e inconsciente, toda vez que los industriales, molineros y tortilleros están jugando chueco al importar maíz amarillo para elaborar este alimento”.

Su dirigente, Juan Pablo Rojas Pérez, explicó que la importación de maíz amarillo no está permitida por la legislación actual, de ahí que el incremento está injustificado, y el precio del maíz blanco nacional continúa en un rango de 3.00 y 3.80 pesos el kilo.

Ayer martes, Lorenzo Mejía Morales, presidente de Unimtac, declaró que el precio del kilogramo de tortilla se elevaría hasta 17 pesos en algunas regiones del país al inicio de este año. Detalló que el incremento deriva de los aumentos en los insumos básicos, como maíz, gas y electricidad y que debido a ello se preveía que las alzas en el precio rondaran un máximo de 1.50 pesos, para pasar de 15 a 17 pesos por kilo.

[email protected]