De darse una solución pronta y exitosa en el caso del comercio del acero y el aluminio en América del Norte, las probabilidades de que se ratifique el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) se elevarían de 50 a 75%, estimó Luis de la Calle, director general de la consultoría De la Calle, Madrazo, Mancera (CMM).

De la Calle dijo que es crucial acelerar el inicio del proceso en el Congreso de Estados Unidos, para que la votación ahí no se acerque demasiado a las elecciones federales de ese país, en noviembre del 2020.

“Las próximas tres o cuatro semanas van a ser críticas para ver si Estados Unidos manda el primer documento para la aprobación y si el envío de ese documento implica un acuerdo entre la líder de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y la Casa Blanca”, comentó De la Calle.

En la víspera se informó que México llegó a un acuerdo preliminar con Estados Unidos en el que las aduanas estadounidenses quitarían los aranceles al acero y el aluminio mexicanos, sin incluir cupos (cuotas).

Sin embargo, el acuerdo no está cerrado aún, lo que en parte depende de que Estados Unidos y Canadá logren también un pacto al respecto.

Jesús Seade, subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), detalló el miércoles que una vez que México llegó a un acuerdo preliminar con su vecino del norte, tomó la decisión de informar sobre ello a Canadá, para tratar de alcanzar un consenso tripartita a la vez, en contraste con el cierre de las negociaciones para actualizar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), cuando hubo acuerdos bilaterales en fases distintas.

“La posibilidad de que pase (el T-MEC en el Congreso estadounidense) es cercana a 50%, pero si avanzáramos en la eliminación de aranceles al acero y aluminio sería una señal positiva (...) y depende cómo los quite, si es un completo éxito, la posibilidad se eleva a 75%”, dijo De la Calle, entrevistado luego de su participación en el CanCham Day 2019.

Por su parte, en ese mismo evento, Pierre Alarie, embajador de Canadá en México, coincidió en que un acuerdo sobre el acero y el aluminio daría una señal poderosa a los mercados y al Congreso estadounidense.

Alaire expuso que se podría alcanzar un pacto trilateral en la materia, aunque también dejó abierta la posibilidad de que haya dos acuerdos, uno entre Estados Unidos y México y otro entre Estados Unidos y Canadá, sin especificar el tipo de diferencias entre ellos.

A partir del 23 de marzo del 2018, Estados Unidos aplicó aranceles de 25 y 10%, respectivamente, sobre ciertas importaciones de acero y aluminio, al tiempo que eximió a México, Canadá y la Unión Europea, sólo hasta el 1 de junio.

“No hay ninguna argumentación, ni técnica, ni de seguridad nacional, ni jurídica que avale que los aranceles existan; por eso, México y Canadá tomaron medidas de represalia para crear un ambiente político en Estados Unidos que permita que esos aranceles se terminen”, dijo De la Calle.

[email protected]