El Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el año 2020 proyecta una partida de 1,095 millones de pesos (56 millones de dólares) para que CFE Telecomunicaciones e Internet para Todos pueda operar el próximo año y cumplir con su misión de llevar telefonía y banda ancha a zonas apartadas o regiones económicamente deprimidas del país.

De ese presupuesto que todavía está en fase de ratificación y ajustes en la Cámara de Diputados, 91% fue contemplado por la Secretaría de Hacienda como gasto de inversión para CFE Telecomunicaciones, 1,000 millones de pesos; y el resto para servicios de infraestructura aplicada con telecomunicaciones y similares.

Los 1,095 millones de pesos previstos por el gobierno de López Obrador para una empresa considerada de carácter nacional, pero enfocada en las regiones sin cobertura o cubiertas con redes de tecnología anterior a 3G, contrastan con las inversiones dirigidas por otros operadores nacionales de objetivo comercial como Megacable, Maxcom, Izzi Telecom y Telmex para el segundo trimestre de este año y sólo en lo que toca a sus productos fijos.

El presupuesto que espera CFE Telecomunicaciones e Internet para Todos está 193% debajo de lo invertido por Telmex en el segundo trimestre de 2019: 3,209 millones de pesos; 46.21% menos respecto a lo invertido por Megacable en el mismo lapso: 1,612 millones de pesos; y 62.37% abajo también de lo dirigido por Izzi Telecom a sus redes entre enero y junio pasados, 1,778 millones de pesos. Hay que considerar además que todos esos operadores atienden un conjunto de 31 millones de cuentas de telefonía, Internet de banda ancha fija y/o con televisión de paga

A consideración de Hacienda, el presupuesto de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), de la que es subsidiaria CFE Telecomunicaciones e Internet para Todos, aumentó 1.4% en términos reales, un dato que le permitirá a esta compañía estatal incursionar también en un nuevo nicho de mercado como es el de Internet y otros servicios de conectividad.

Promtel, Telecomm, SCT, México Conectado…

Hacienda presentó además un presupuesto de 79 millones 991,493 pesos para la Subsecretaría de Comunicaciones, dependiente de la SCT, 30% debajo de lo destinado en 2019: 114.5 millones de pesos en números redondos. De ratificarse ese presupuesto en San Lázaro, esta subsecretaría tendrá uno de los recortes más significativos para cumplir con sus misiones el próximo año, entre ellos generar una política pública definida y que logre atraer las inversiones al sector de telecomunicaciones y radiodifusión.

Al Organismo Promotor de Inversiones en Telecomunicaciones (Promtel) le fueron asignados 168.6 millones de pesos en proyecto de presupuesto 2020; mientras, a Telecomunicaciones de México (Telecomm) se le concedió una partida de 550 millones de pesos.

La Coordinación de la Estrategia Digital Nacional, por su parte, recibiría 12.3 millones de pesos. En tanto, al programa Internet para Todos (antes México Conectado) le fueron autorizados 468.7 millones de pesos. Y también hubo 175 millones de pesos para el programa Prosoft.