Las economías de México y Estados Unidos (EU) han creado estrechos vínculos. Así como el desarrollo de la economía de EU favorece al de México, la actividad mexicana tiene un impacto en la estadounidense, aseguró Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal (Fed) de ese país.

En la primera comparecencia que hace ante el Senado de EU bajo la administración Trump, la funcionaria respondió a la senadora Heidi Heitkamp cuando le preguntó si aquel mercado resentirá algún tipo de efecto si México cae en una recesión.

México y Canadá son dos de nuestros socios más importantes y cercanos. Así como nuestro desarrollo tiene efecto en México, el deterioro de México tiene un efecto similar en Estados Unidos. Nuestras economías han creado estrechos vínculos , refirió.

Reacia a hacer comentarios acerca del proyecto border tax, o del plan fiscal de Trump para acelerar la economía de EU, por carecer de elementos suficientes para elaborar un análisis , accedió a explicar el efecto que tiene en el mercado laboral de su país la mano de obra de los inmigrantes.

No haré comentarios sobre las órdenes ejecutivas, pero sí puedo decir que la fuerza laboral de los inmigrantes ha sido y es una de las fuentes más dinámicas que han ayudado a la economía a crecer. Y sin ellos probablemente no tendríamos la recuperación en la tasa de crecimiento que hemos logrado .

Seguirá en la Fed

La funcionaria fue cuestionada también sobre su permanencia al frente de la Fed, tomando en cuenta que Daniel Tarullo, uno de los miembros de la red de bancos de la Reserva Federal, acaba de renunciar a su cargo ante la intención de la administración Trump de eliminar la ley financiera Dodd-Frank.

Pretendo mantenerme en el cargo hasta el término del mismo , respondió.

La citada ley protegía a los usuarios del sistema financiero de EU de manejos riesgosos por parte de las instituciones bancarias.

El presidente de EU dijo desde su campaña que estaba en desacuerdo con la tendencia que llevaba la normalización de las tasas, dirigida por la presidenta de la Fed, y en varias ocasiones afirmó que no la nominaría para un segundo mandato. La responsabilidad de Yellen en el organismo termina en febrero próximo.

Normalización, en pie

Sobre la tendencia de las tasas de interés en EU, que en diciembre registraron su segunda alza en un año, Yellen advirtió que los miembros del Comité Federal del Mercado Abierto (FOMC, por su sigla en inglés) consideran que esperar demasiado para continuar con la normalización podría incrementar el riesgo en los mercados financieros y empujaría a la economía hacia una recesión.

Entonces, el senador Dean Heller le preguntó directamente si subirán las tasas en la reunión programada para el 15 de marzo.

La Fed va a evaluar cuál será la tendencia apropiada para la política monetaria (...) Las decisiones sobre las tasas son dirigidas por los indicadores de la economía , aseveró.

El senador insistió y le preguntó si el plan fiscal que presentará el Ejecutivo de aquel país podría favorecer un aumento en la dinámica de subidas de tasas.

Las decisiones del Comité se asumen sobre indicadores reales, no sobre especulaciones de posibles cambios en la política fiscal , respondió.

Heller insistió en varias ocasiones, incluso interrumpiéndola, para saber su opinión sobre las políticas fiscales propuestas por Trump, incluida la intención de aplicar un gravamen fronterizo a las importaciones. La banquera central sonrió y le dijo que ese tipo de decisiones y análisis son competencia del Congreso.

Banca incrementó préstamos

La senadora Elizabeth Warren preguntó a la banquera central sobre los préstamos otorgados por la banca desde el 2010, cuando entró en funciones la Ley Dodd-Frank, que fue objeto de una orden ejecutiva del actual presidente de Estados Unidos para revocarla.

Yellen respondió que los datos muestran un incremento de los préstamos que ha rebasado ya el pico observado previo a la crisis del 2008.

Las instituciones bancarias están bien capitalizadas, son tan rentables como los competidores extranjeros y no están sufriendo de desventajas de operación por la regulación , enfatizó.

El argumento que acompañó a la orden ejecutiva de Trump para desmantelar a la Ley Dodd-Frank es que por la sobrerregulación que se les impuso a partir de la crisis del 2008, los bancos están en riesgo de generar otra crisis financiera.

La banquera central tendrá un testimonio con la Cámara de Diputados de Estados Unidos.

ymorales@eleconomista.com.mx