La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) sí contempla utilizar los recursos que se tienen en el Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios (FEIP), ante la posibilidad de cerrar el 2019 con menores ingresos presupuestarios, indicó Alejandro Gaytán González, jefe de la Unidad de Planeación Económica de la dependencia.

“Estimamos que el uso sería de alrededor de 121,000 millones de pesos para el cierre del 2019. El uso del FEIP se hace con respecto al faltante de ingresos observado. Si hay reducción de ingresos con respecto a lo programado se puede usar trimestralmente”, dijo en conferencia de prensa, para explicar el reporte de finanzas públicas del primer semestre del año.

Mencionó que, de acuerdo con el artículo 21 de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria, los recursos del FEIP, que actualmente ascienden a 296,314 millones de pesos,  se pueden utilizar para compensar el faltante de ingresos presupuestarios, ya sea por una disminución de los ingresos petroleros o por un menor crecimiento económico que impacte en los ingresos tributarios.

“Todavía no se activa el FEIP, pero consideramos que para el cierre del año se van tener menores ingresos. Este fondo permite estabilizar el gasto público. Si no se usan los recursos del FEIP, se tendrían que hacer mayores recortes al gasto de inversión u otros rubros”, detalló el economista en jefe de Hacienda.

En los Precriterios Generales de Política Económica 2020, la SHCP admite que los ingresos presupuestarios del 2019 serán inferiores en 121,200 millones de pesos, debido a una caída en los ingresos petroleros como efecto de una menor producción de crudo y gas natural.

Se trabajará una política contracíclica

Arturo Herrera, titular de la Secretaría de Hacienda, comentó que si bien el FEIP sirve para cubrir el faltante de ingresos presupuestarios cuando son menores a lo que se aprobó por el Congreso, no representa una medida contracíclica.

Por ello, adelantó que desde la SHCP se buscará convertir el FEIP en un fondo contracíclico, con la idea principal de que se tenga más claro cómo enfrentar periodos de desaceleración o recesiones económicas.

“Lo que tenemos que hacer es tener una política fiscal que esté lista para actuar en los periodos de recesión o contracción, es decir, una política fiscal contracíclica. Hoy no tenemos esto. Tenemos algo muy parecido con los fondos de estabilización, que ayudan a cubrir brechas entre los ingresos aprobados y lo que se obtiene al cierre de año”, comentó.

No obstante, insistió en que en algún momento se deberá convertir el FEIP en un fondo contracíclico, el cual cuente con reglas claras y objetivos.

“Lo tenemos muy claro, pero lo vamos a dejar pendiente. No va ser parte del Paquete Económico 2020 que vamos a enviar al Congreso, es algo de lo que estamos hablando abiertamente con los congresistas, es parte de la agenda de mediano plazo que tenemos para el país”.

Gaytán González recordó que dicho fondo no será utilizado para apoyar a Pemex, tal como propuso a inicios de año el entonces secretario de Hacienda, Carlos Urzúa.

Se ha gastado 46.4% de lo presupuestado

Victoria Rodríguez Ceja, subsecretaria de Egresos de Hacienda, aseguró que, en los primeros seis meses del año, 46.4% del gasto programado se ha ejercido, con lo que, los subejercicios han sido “ligeramente menores”.

Explicó que, si se compara la base del ejercicio del gasto con respecto al presupuesto autorizado, de 50% que se debería tener en la primera mitad del año se ha ejercido 46.4 por ciento.

“Consideramos que el ejercicio del presupuesto va en línea con lo que en cualquier otra administración se ha observado y no tenemos subejercicios. Estamos a nivel global en 46.2% de avance anual y estamos totalmente seguros de que vamos a ejercer todos los recursos para la segunda mitad del año”.

Destacó que en el gasto de operación se ha ejercido 50.8% de lo presupuestado, es decir, no hay un subejercicio, mientras que en el rubro de subsidios y transferencias se ha ejercido 46.7% de la base del ejercicio anual, lo cual se debe a la reconfiguración de los programas sociales.

Con respecto al número de plazas que se han reducido dentro del sector público, informó que son 8,353. A su parecer, estas plazas no son precisamente despidos, sino parte de la reconfiguración que se está teniendo dentro de la administración pública.

“En muchos de los casos nos han devuelto plazas que estaban vacantes, otras plazas son resultado de gente que decidió renunciar con el cambio de administración. Entonces, lo que tenemos son plazas que nos devolvieron las unidades ejecutoras, que son 8,353, las cuales no representan una medida de ahorro porque la Cámara de Diputados ya había aplicado el recorte en la nómina en el presupuesto”, concluyó.

Urge total apertura a inversión privada

Ociosa, discusión sobre el PIB; la economía no está creciendo : CCE

El sector empresarial calificó como ociosa la discusión sobre si el indicador del crecimiento económico es negativo o positivo, lo que es un hecho es que “hay una disminución de la actividad económica” y urge total apertura a la inversión privada en la industria energética para empujar el crecimiento.

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar Lomelín, refirió que el crecimiento económico del segundo trimestre se esperaba más bajo, “se esperaba negativo.

“El mensaje importante es que hay una disminución de la actividad económica”, y por eso mismo hay una respuesta por parte de la Secretaría de Hacienda.

Tras una reunión en privado con el titular de Hacienda, Arturo Herrera, el dirigente del CCE explicó que el funcionario les hizo la presentación sobre cómo van a orientarse los fondos del programa para reactivar la economía, y el impacto que puede tener de manera positiva sobre la economía.

“Analizamos también las cifras del último trimestre y las del semestre de este año, de cómo va la actividad económica y bueno, creo que le entendimos mejor”, acotó Salazar.

El presidente de la Coparmex, Gustavo de Hoyos, dijo que ven optimismo de Hacienda para prepararse para que no haya retrasos o subejercicios durante lo que resta del año. “No es suficiente, pero el secretario está empezando”.

Por ello, el sector empresarial reiteró la importancia de que haya señales de confianza y una apertura total al capital privado en el sector energético y que deje de haber discursos de polarización.

Por su parte, Herrera informó a los empresarios que además de este paquete de medidas, la política monetaria y la implementación del T-MEC serán detonantes para que la economía mexicana crezca en el 2020. (Con información de Lilia González)

[email protected]