Al cierre del primer semestre del 2021, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) logró ganar 90.9% de los juicios de amparo que los contribuyentes realizaron ante el Poder Judicial de la Federación.

De acuerdo con el informe correspondiente al segundo trimestre del año en curso, elaborado por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), el fisco ganó 1,193 de un total de 1,312 juicios de amparo y sólo perdió 119, esto es 9.1 por ciento.

El SAT emite diversos actos de molestia dirigidos a los particulares, los cuales pueden impugnar a través del juicio de amparo indirecto ante el Poder Judicial de la Federación.

En este contexto, la secretaría de Hacienda detalló que los juicios ganados por el fisco mexicano se dividen en tres categorías: primera instancia, segunda instancia y definitivos.

Luego, entonces, el órgano fiscalizador tuvo un total de 11,621 juicios de primera instancia por un monto total de 84,087 millones, de los cuales se ganaron 4,693 (40% del total), por un monto de 57,504 millones de pesos

Por el contrario, perdió 4,031 juicios, es decir 34.7% del total, cifra que representó 16,678 millones de pesos.

Finalmente mediante nulidad de efectos (es decir que el fisco conserva las facultades para determinar y, en su caso, cobrar los créditos impugnados) se obtuvieron 9,904 millones de pesos.

Por su parte, en los juicios de segunda instancia se marcó un total de 62,608 millones de pesos. De los cuales 39,761 millones los ganó el fisco. En lo que respecta a esta instancia no existe la nulidad de efecto.

En la instancia definitiva se registraron 8,502 juicios por 63,854 millones de pesos, de los cuales 48.8% (38,541 millones) los ganó el fisco. Perdió 3,188 (23,530 millones de pesos) y mediante nulidad de efectos recaudó 1,782 millones.

Costo operativo y efectividad

El informe refiere que el costo operativo de lo contencioso fue de más 141 millones de pesos (incluye salarios, gastos relacionados con inmuebles y otros inherentes de la función de lo contencioso) para una cifra de 97,266 millones de pesos; para ponerlo en contexto, la productividad promedio por cada peso invertido fue de 687 pesos.

Empleados del SAT cuestan más de 5,000 mdp

En el mismo informe se detalla que el número de empleados que trabajan en el SAT es de 31,449, el costo de estos empleados sumó 5,449 millones 949,000 pesos, en los primeros seis meses del año.

Dicha cifra incluyen gastos como personal de servicios profesionales por honorarios, licencias médicas y preventivas.

La jefa del SAT ha costado 1 millón 35,000 pesos al erario público (hasta el 30 de junio); de igual manera los 10 administradores generales acumulan gastos por 9 millones 468,000 pesos.

santiago.renteria@eleconomista.mx