Será hasta que se conozca la minuta sobre la primera reunión de la Junta de Gobierno de Banco de México, programada para el 10 de febrero, cuando el mercado tendrá más elementos para perfilar la tendencia monetaria de la gobernadora Victoria Rodríguez Ceja. Así lo ven consultorías internacionales como Pantheon Macroeconomics y Oxford Economics lo mismo que estrategas de inversión en Bank of America Securities.

Se refieren a perfilarla en alguna de las dos posiciones recurrentes de política monetaria que suelen tener los banqueros centrales al tomar decisiones sobre las tasas, que son hawkish (poco tolerante a la inflación con tendencia restrictiva); o dovish (política expansiva donde se relajan las tasas para estimular a la economía).

Los planteamientos que ha otorgado la funcionaria sobre el camino que seguirá para lograr el principal objetivo legal que tiene el banco central, de preservar el poder adquisitivo, se remiten apenas a su comparecencia ante el Senado, el pasado 1 de diciembre, y a la participación que tuvo en la conferencia matutina de Andrés Manuel López Obrador el pasado 30 de diciembre.

No tiene publicaciones en medios especializados internacionales, no hay rastro de investigaciones suyas sobre temas monetarios ni un registro en redes sociales que faciliten un perfilamiento de sus preferencias, advirtió el economista senior para América Latina en Pantheon Macroeconomics, Andrés Abadía.

El economista en jefe para México y Canadá en BofA Securities, Carlos Capistrán, considera que la entrada de Rodríguez Ceja alimenta la incertidumbre sobre las preferencias en la composición de la nueva Junta de Gobierno.

Aunque Joan Domene, economista senior en Oxford Economics, señala que la llegada de Rodríguez Ceja abre la posibilidad de que el sesgo de las próximas decisiones sean más proclives a la política expansiva.

Raymundo Tenorio, ex funcionario en Banxico, supone que la funcionaria tendrá una tendencia dovish en sus votaciones, ante su experiencia como funcionaria pública que viene de la subsecretaria de Egresos. Por aquello del impacto que tienen las tasas en el servicio de la deuda pública.

Esquivel, dovish

Los analistas reconocieron la preocupación que mostraron por fin los cuatro subgobernadores por la inflación, tras el sorpresivo incremento de 50 puntos base en la tasa que se ejecutó el 16 de diciembre.

Hasta antes de diciembre, cuando la inflación llegó a niveles no vistos en 20 años, el subgobernador Gerardo Esquivel se mantuvo fuera de las cuatro decisiones previas de subir la tasa, pues consideraba que la inflación presentaba presiones de orden transitorio.

Está más alineado con una posición expansiva, advirtió Capistrán, pues otorga más peso a variables como crecimiento y desigualdad.

Entre los cuatro miembros de la Junta, lrene Espinosa es la más preocupada por la inflación, afirmó el estratega de BofA Securities. La decana ha sido la  más rápida para responder ante la presión que mostraban los precios tras la reapertura de la economía.

Compromiso en distintos frentes

Se cumplen los relevos en Inegi y Bancomext

Además de la llegada de Victoria Rodríguez Ceja como gobernadora del Banco de México, desde este 1 de enero se dieron otros cambios en el sector financiero y económico.

Así, Graciela Márquez Colín tomo posesión como presidenta del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) en sustitución de Julio Santaella.

“Inicio mi encomienda como presidenta del Inegi. Es un gran reto encabezar una institución autónoma cuyo objetivo es brindar información de calidad, pertinente, veraz y oportuna a la sociedad y al Estado”, publicó en twitter.

Por su parte, Luis Antonio Ramírez Pineda es el nuevo titular del Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext) y de Nacional Financiera, quien se comprometió a impulsar el crédito a las empresas, en especial las Pymes; Ramírez Pineda llega en relevo de Juan Pablo de Botton Falcón, quien será el nuevo subsecretario de Egresos en la Secretaría de Hacienda, quien a su vez cubrió la vacante de Victoria Rodríguez Ceja. (Redacción)

ymorales@eleconomista.com.mx