La gira europea del ministro de Economía, Martín Guzmán, comenzó en Berlín con una reunión con el titular de Economía y Energía, Peter Altmaier, en una reunión vinculada a inversiones del sector y cooperación. Este martes hará foco en la negociación con el FMI y el Club de París con el ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schmidt.

El Gobierno busca postergar pagos con ambos organismos y renegociar intereses. En el caso del Club de París, en mayo vencen 2,400 millones de dólares, que pueden pagarse hasta 60 días después. Con el FMI se busca un programa a diez años, con tres o cuatro años de gracia para repagar 44,500 millones de dólares.

Guzmán pidió que el FMI participe en las negociaciones de deuda soberana. "Argentina y Alemania tienen complementariedades estratégicas en economías del conocimiento y energías sustentables. Seguiremos trabajando para profundizar los vínculos bilaterales en estas áreas", dijo Guzmán tras la reunión con Altmaier, que giró sobre las relaciones comerciales y el desarrollo de energías renovables.

Guzmán y Altmaier también dialogaron sobre el rol de los organismos multilaterales en la recuperación de la economía global en el contexto de la pandemia del Covid-19, en línea con los reclamos de Argentina la semana pasada durante la Asamblea del FMI y Banco Mundial. El domingo fue el turno de Lars Hendrik Roller, director de Política Económica y Financiera de la Cancillería y el lunes con Schmidt. La agenda continuará en Roma con su par de Economía y Finanzas de Italia, Daniele Franco.