La agencia calificadora Fitch Rating bajó la calificación de calidad crediticia del estado de Coahuila, aunque la retira de la observación negativa, que prevalecía en la nota anterior.

En un comunicado, la agencia informó que rebajó la calificación a BB-(mex)’ desde BBB-(mex) , con significado especulativo , ante la limitada flexibilidad financiera que presenta la entidad gobernada por Rubén Moreira para cumplir de forma cabal y oportuna con sus altos compromisos financieros, debido a su fuerte nivel de endeudamiento.

La agencia indicó que la administración estatal requerirá de un importante fortalecimiento presupuestal para servir adecuadamente su deuda en el mediano y largo plazo.

Expuso que al cierre del 2011, la entidad presentó un endeudamiento total de 36,376 millones de pesos, cifra equivalente a 3.4 veces los ingresos disponibles con los que cuenta el estado.

Se trata, afirmó Fitch, e l máximo nivel histórico registrado por las entidades calificadas por dicha agencia.

Los 36,376 millones de pesos incluyen la deuda bancaria por 35,746 millones de pesos, así como un pasivo por 633 millones de pesos con el Instituto de Pensiones para los Trabajadores del Estado.

Fithc explicó que los créditos del refinanciamiento por 33,692 millones de pesos tiene un plazo de 20 años, con un periodo de gracia de dos años para el pago de capital, en tanto que 2,054 millones corresponden a créditos que no entraron en el proceso de refinanciamiento.

Si bien la deuda cuenta con favorables características en su perfil y fuente de pago, el servicio anual de deuda estimado (intereses y capital), ejerce una fuerte presión sobre la flexibilidad financiera de la entidad , informó Fitch.

Para el 2012 se tiene contemplado un servicio de deuda por 2,754 millones de pesos, cifra superior a los 1,400 millones por ADEFAS, que ante el nivel de ahorro anual aproximado de 2,500 millones reflejan la necesidad de fortalecer el flujo disponible para cumplir con los compromisos financieros, así como la alta necesidad de recurrir a un nuevo proceso de refinanciamiento al terminar el periodo de gracia .

OPACIDAD

Fitch indicó que la baja en la calificación también refleja las debilidades y observaciones en materia de información sobre la deuda pública, prácticas administrativas y financieras de Coahuila, contempladas en el informe de resultados 2010 por parte de la Auditoría Superior del Estado de Coahuila, publicado en noviembre del 2011.

Reconoció sin embargo que la administración estatal ha llevado a cabo acciones para mejorar el desempeño presupuestal y fortalecer sus prácticas administrativas, como la actualización de impuestos y derechos, además de un programa de austeridad de gasto.

Destacó que el gobierno trabaja con un despacho de auditoría de prestigio, para llevar a cabo la dictaminación financiera y el seguimiento y verificación de las obligaciones

Cabe destacar, que el Gobierno ya está trabajando con un despacho de auditoría de reconocido prestigio, que llevará a cabo la dictaminación de información financiera, así como el seguimiento y verificación de obligaciones derivadas del proceso de refinanciamiento de la deuda.

Finalmente, Fitch reportó que el estado reportó un saldo estimado de adeudos de ejercicios anteriores por 2,887 millones de pesos al cierre del 2011, que es considerado alto, ya que representa 27% de los IFOs aunque los pasivos están en proceso de depuración y revisión de registro.

APR/ Con información de Fitch