La economía mexicana tiene una gran oportunidad para conseguir una importante recuperación al entrar en operación el Tratado de Comercio con Estados Unidos y Canadá (T-MEC), advirtió el presidente del Banco Mundial, David Malpass.

Será muy importante lo que México decida hacer con el gran beneficio del libre comercio con los Estados Unidos que en cualquier escenario, será probablemente uno de los mayores motores de crecimiento”, aseveró.

Durante su participación en un seminario por webcast organizado por el American Society /Council of Americas (AS/COA) de Nueva York, subrayó que incluso si no se presenta una fuerte recuperación el año entrante, el T-MEC beneficiará  a Estados Unidos y México resultará beneficiado.

“Estados Unidos es la economía más grande del mundo. Y el impulso que le dará el T-MEC alcanzará a beneficiar a México”, resaltó.

Apenas en junio, el Banco Mundial (BM) divulgó sus expectativas actualizadas para el PIB global, y destacó el desplome estimado para México en 7.5% para este año y la recuperación de 3% para el PIB de 2021.

Aprovechar la experiencia

En la conferencia, declinó comentar si ve alguna oportunidad para los países de América Latina ante la crisis mundial, pues “estamos viviendo una catástrofe en todos los sentidos”.

A cambio, explicó la relevancia de conocer la experiencia de otros países en el manejo de la situación y aplicar las mejores prácticas en América Latina. Un caso claro, es la educación en la era digital.

De acuerdo con el funcionario, la crisis actual ha expuesto la desigualdad prevaleciente en el mundo y en la región latinoamericana en particular.

Comentó que es un momento de reflexión y armado de estrategias que permitan cerrar esas brechas que además potenciarán el desarrollo.

Luego, comentó que la caída de los precios de energéticos, ofrece una oportunidad invaluable para que los gobiernos de la región dejen atrás las políticas de subsidios y en cambio, reorienten esos recursos hacia segmentos que favorezcan el desarrollo del capital humano.

Finalmente resaltó que la democracia y el respeto al estado de derecho son determinantes para el crecimiento y desarrollo de América Latina. Y advirtió que los sistemas políticos de la región serán puestos a prueba en el manejo de la pandemia.

[email protected]

kg