En el futuro será necesaria una mayor atención en la deuda estatal de los miembros de la zona euro para evitar que posibles problemas en un país se propaguen a otros, dijo el Comisario de Asuntos Económicos y Monetarios de la Unión Europea, Olli Rehn.

Debido a que las economías de la zona euro están estrechamente conectadas por una moneda, es importante evitar que una política económica débil en un país amenace el éxito de otros , escribió Rehn en la edición del domingo del diario Helsingin Sanomat.

La supervisión de la política económica ha prestado atención anteriormente casi completamente al déficit, y las deudas han crecido a un tamaño excesivamente grande , sostuvo.

En el futuro, el desarrollo de la deuda estatal debe ser seguido más de cerca que antes y los posibles espirales negativos deben cortarse a tiempo , agregó.

Rehn dijo que las medidas adoptadas por la UE en las últimas semanas habían evitado que los problemas de la endeudada Grecia se salieran de control, pero la crisis también reveló una falla en la columna económica de la UE.

Detuvimos la propagación de un incendio de arbustos en Grecia para que no se convirtiera en un incendio forestal incontrolable , afirmó.

El problema de la unión económica y monetaria ha sido que el pilar monetario ha sido desde un comienzo más fuerte que el económico. La crisis ha mostrado que ambos son necesarios , concluyó Rehn.

apr