Los presidentes de Francia y Estados Unidos, Emmanuel Macron y Donald Trump, acordaron extender las discusiones sobre las tasas a los gigantes digitales (GAFA) hasta fin de año, evitando así, por el momento, la amenaza de sanciones estadounidenses a productos franceses, señaló una fuente diplomática de París.

En un tuit publicado el lunes por la tarde, Macron calificó como “excelente” una conversación mantenida el domingo con su homólogo estadounidense.

“Trabajaremos juntos para lograr un buen acuerdo y evitar así cualquier aumento de los aranceles aduaneros”, añadió el presidente francés.

Los dos jefes de Estado “acordaron darle una oportunidad” a las negociaciones para “encontrar una solución en el marco internacional” y evitar “una guerra comercial que no beneficiaría a nadie”, destacó la misma fuente diplomática.

El 7 de enero, Estados Unidos y Francia se dieron 15 días de plazo para alcanzar un acuerdo y permitir que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) continúe avanzando hacia la instauración de una tasa internacional a los gigantes del sector digital, incluyendo a los GAFA, como Google, Amazon o Facebook.

El ministro francés de Economía, Bruno Le Maire, se reunirá este miércoles en Davos con su homólogo estadounidense, Steven Mnuchin, para hablar sobre los detalles de las discusiones, en el marco de la OCDE.

“Francia persiste en su objetivo de una tasación justa a las empresas del sector digital y de hallar un compromiso en el marco de la OCDE”, indicó el lunes la Presidencia francesa. París indicó que suprimiría su tasa si se alcanza un acuerdo internacional.

Francia decidió imponer desde el 1 de enero del 2019 una tasa a las grandes empresas del sector digital, de 3% de su facturación, a la espera de que se adopte un sistema de fiscalización internacional.

Hace un año, Estados Unidos reimpulsó las negociaciones sobre ese tema en la organización, que llevaba bloqueando varios años, pero en diciembre plantearon unas condiciones que Francia rechazó.

Después de eso, la administración Trump amenazó con sobretasar “hasta 100%” el equivalente de 2, 400 millones de dólares de productos franceses.

Las autoridades francesas han dicho repetidamente que cualquier acuerdo internacional sobre impuestos digitales alcanzado dentro de la OCDE remplazaría inmediatamente al impuesto francés.

Propuestas de la OCDE

El organismo propuso en octubre pasado un “enfoque unificado” sobre la tasa a los gigantes digitales, para salir del punto muerto en una disputa que ha generado tensiones entre Estados Unidos y algunos aliados europeos.

En un comunicado, la organización señaló que su propuesta ayudaría a “garantizar que las grandes y altamente rentables empresas multinacionales, incluidas las digitales, paguen impuestos dondequiera que tengan actividades significativas y generen ganancias”.

Su propuesta incluye que se reasignen algunas ganancias y los correspondientes derechos fiscales a los países y jurisdicciones en los que los gigantes digitales tienen su mercado.

El enfoque reúne elementos comunes de tres propuestas contrapuestas de los países miembros, indicó la OCDE, que describió su esfuerzo como un “enfoque unificado”.

“Estamos haciendo verdaderos progresos para hacer frente a los retos fiscales derivados de la digitalización de la economía, y para seguir avanzando hacia una solución consensuada para revisar el sistema fiscal internacional basado en normas para el 2020”, dijo en ese momento el secretario general de la OCDE, Angel Gurría.

“Si no se llega a un acuerdo para el 2020, aumentará considerablemente el riesgo de que los países actúen unilateralmente, con consecuencias negativas para una economía mundial ya de por sí frágil. No debemos permitir que eso suceda”, manifestó.