Los Suns capitalizan su buen momento deportivo con seguidores. La franquicia de Phoenix lidera la conferencia Oeste de la NBA junto con los Warriors gracias a una racha de 18 partidos ganados. Pero su inercia positiva se remonta a la "burbuja" de B en 2020, desde entonces han dado muestras de un increíble basquetbol, lo que ha traído consigo la afinidad de miles de seguidores en canales digitales, así como que la franquicia aparezca en las primeras posiciones en la venta de mercancía.

De acuerdo a datos de Statista, sus cuentas de Twitter y Facebook han crecido en 25,000 seguidores de marzo de 2020 a septiembre de 2021, su aumento más pronunciado en los últimos cinco años. 

Los Suns nunca han ganado el título de la NBA y el año pasado regresaron a los playoffs por primera vez desde el 2010, pero se han hecho un lugar entre los favoritos de la liga desde su paso invicto (8-0) en la reanudación de la NBA tras la pausa por coronavirus en la "burbuja" de Orlando, hace más de un año.

De hecho, durante los playoffs de la temporada 2020-21, en la que alcanzaron las finales, se convirtieron en ‘el equipo de Norteamérica’, con 17 estados siguiendo sus pasos de acuerdo a la geolocalización de los hashtags que se usaron en Twitter para apoyarlos en regiones como Oregon, Texas, Oklahoma, Kansas, Missouri, Louisiana, Nebraska, Mississippi, Michigan, Indiana, Ohio, West Virginia, Massachusetts y Hawaii; e incluso, más apoyo del que recibieron equipos como Utah Jazz, Milwaukee Bucks y Philadelphia 76ers de acuerdo a datos recopilados por azcentral.

Figuras como Devin Booker están ayudando al posicionamiento del equipo. En julio de este año se colocó como el sexto jugador con más jerseys vendidos, después de haber terminado 12vo una temporada previa, y los Suns como el tercer club que más mercancía vendió de acuerdo a los datos oficiales de la NBA.

En la temporada actual, el equipo continúan con la racha positiva. Hilaron 18 partidos con victoria para superar el mejor registro en la historia de la franquicia, hasta caer contra los Warriors, su más cercano competidor, ambos tienen marca de 20 juegos ganados y cuatro perdidos en sus primeros 24 partidos de la campaña.

Los Suns están en la cima o cerca de ella en casi todas las categorías estadísticas importantes, demostrando que hay una continuidad y que llegar a las Finales el año pasado no fue una casualidad. Chris Paul y Devin Booker son piezas importantes para el funcionamiento del equipo, pero sus compañeros han mostrado que pueden hacerse cargo cuando no están, si la joven estrella y el principal anotador falta, los puntos se reparten entre más integrantes para lograr la victoria. Deandre Ayton también ha mostrado un gran nivel y Mikal Bridges es una amenaza en el lado defensivo.

deportes@eleconomista.mx

kg