Daniil Medvedev es conocido por su estatura de casi 2 metros, su fuerte defensa y también por su carácter reservado. Es el campeón de las finales de ATP en Londres, que significa la mayor victoria de su carrera hasta la fecha. Los motivos para festejar son evidentes pero  “no celebro mucho. Soy así y es como me sale. Incluso he visto algunos jugadores de futbol no celebrar los goles que meten. Pues yo no celebro tanto mis victorias y eso me gusta”.

¿A quiénes mira? Daniil se ha declarado aficionado al FC Bayern de Múnich y admira a los futbolistas David Alaba y Robert Lewandowski.

El ruso entró a la final ante Dominic Thiem como el único jugador que no había perdido un partido en el evento y lo dejó con ese récord intacto.  Además, fue la final más larga que se ha jugado en este torneo.

“Ha sido una de mis mejores victorias como tenista profesional. Dos horas y 42 minutos ante un tenista increíble. Hay que felicitar a Dominic por su gran torneo y sobre todo por el fantástico año que ha hecho. Su nombre ya está en la historia del tenis. Él consiguió ganar su primer Grand Slam y hoy es uno de los jugadores a batir dentro del circuito”.

Fue un partido apretado en el que ganó solo tres puntos más que Thiem,  para un marcador de 4-6, 7-6 (7-2) y 6-4.

La victoria sobre el austriaco significa que Medvedev venció a los tres mejores del mundo esta semana, después de derrotar al 20 veces campeón de Grand Slam de España, Rafael Nadal, en las semifinales, y superar en la fase de grupos al número uno del mundo, Novak Djokovic, de Serbia, cinco veces ganador de este evento.

Medvedev también es el último jugador en ganar la final de temporada en el O2 Arena de Londres, ya que el torneo se trasladará a Turín (Italia) para el próximo año.

“Siempre dije antes de este torneo que sería una historia increíble si, aquí en Londres, donde el torneo fue durante 11 años, el primer campeón sería ruso y el último campeón también sería ruso”, dijo Medvedev.

Al ingresar al Rolex Paris Masters hace dos semanas, Medvedev tenía solo marca de 8-10 en la temporada sin una victoria contra los 10 mejores oponentes. Desde que llegó a París-Bercy, donde levantó su tercer trofeo ATP Masters 1000, el jugador de 24 años ha ganado 10 partidos consecutivos, incluidos siete contra el Top 10.

Con su triunfo en el ATP Finals 2020, el ruso suma su cuarto gran título, después de los Masters 1000 de Cincinnati, Shanghái y París. Esta cifra es la misma que ostenta Alexander Zverev, cuyo reparto es muy parecido (tres Masters 1000 y unas Nitto ATP Finals), pero también igual a la de Stan Wawrinka, aunque cuatro de sus tres grandes títulos son Grand Slams.

El joven de 24 años que estudió Física y Matemáticas se sentó a mirar su celular en la banca tras el título. Un campeón, reservado y analítico, que también disfruta tanto jugar PlayStation como ajedrez y dedicar tiempo a la lectura. Ese es Daniil Medvedev.

deportes@eleconomista.mx