El drama sobre el futuro de los Spurs de San Antonio en la fase final se acrecienta después de perder por tercera vez en la eliminatoria de los cuartos de final de la Conferencia Oeste ante los Grizzlies de Memphis, que se han convertido en la gran revelación.

La sorpresa cada vez es menor por la manera como los Grizzlies están jugando ante los Spurs y ver como volvieron a ganarlos por paliza de 104-86 en el cuarto partido de la eliminatoria.

El triunfo permitió a los Grizzlies ponerse con la ventaja de 3-1 al mejor de siete y el quinto partido se jugará hoy, en el AT&T Center, de San Antonio, donde a los Spurs sólo les vale el ganar si quieren evitar la eliminación.

Los Grizzlies, que llegaron a la fase final como octavos cabezas de serie, ya han hecho historia al ganar el primer partido en la competición de playoff, en su campo y ahora tener la ventaja de 3-1 ante el equipo con la mejor marca de la Conferencia Oeste.

Ahora se encuentran a sólo un triunfo de convertirse en el segundo cabeza de serie número ocho que elimina al número uno en la primera ronda de la fase final en una eliminatoria al mejor de siete desde que lo consiguieron los Warriors de Golden State, en el 2007.

SINDICATO DE JUGADORES PODRÍA DISOLVERSE PARA MEDIRSE ANTE LA NBA

LeBron James y Kobe Bryant figuran entre los jugadores dispuestos a seguir los pasos de sus compañeros de la Liga Nacional de Football Americano (NFL) y pedir la disolución del sindicato que los agrupa para enfrentar de mejor forma la discusión de un nuevo convenio con la NBA.

Citando fuentes anónimas, la cadena CBS Sports informó en su página web el martes que la Asociación de Jugadores de la NBA (NBPA) ha recogido firmas suficientes para presionar un caso en la corte en busca de un nuevo contrato colectivo de trabajo.

El convenio laboral de la NBA con el sindicato de jugadores expira el 30 de junio, cerca de dos semanas después de la celebración de las finales por el título.