En menos de 400 millones de dólares se cotizaba hace cinco años Atlanta Hawks y Brooklyn Nets, ambas quintetas que integran la Conferencia del Este y se ha dado a conocer que están en venta, al triple del precio del que los adquirieron.

Los posibles nuevos compradores de las franquicias tendrán que disponer de más de 600 millones de billetes verdes. En el caso de Hawks, se estimó que su costo ronda entre 700 y 1,000 millones de dólares, según datos de la cadena de televisión CNBC, pero hace apenas una década fue adquirido por 208 millones de dólares por Atlanta Spirit, según Forbes.

Mientras tanto, el millonario ruso Mikhail Prokhorov compró a Nets por 365 millones de dólares en el 2010 y, en el caso de que encuentre un comprador para el combinado, éste tendría que desembolsar entre 1,100 y 1,300 millones de dólares, reportó el portal Bloomberg. Aunque Prokhorov no lo dio a conocer como una venta, dijo que estará atento a escuchar ofertas.

En relación con las cifras antes mencionadas, por cada una de las franquicias sus actuales dueños obtendrían el triple de lo que ellos invirtieron.

¿Qué cambios han hecho los propietarios para que sus equipos sean mejor valorados?

En el caso de Nets tiene como base los millones de dólares del magnate ruso. Atlanta justifica su ascenso por sus resultados en la duela y base de aficionados.

Brooklyn, bajo la gestión de Prokhorov -accionista mayoritario-, se convirtió en un equipo con la nómina más alta, por ejemplo, en el 2011 era de 47.9 millones de dólares, lo que lo ubicaba en el sitio 28, después lo colocó entre los primeros cinco sitios y para el 2014 la suma en salarios ascendió a 90.5 millones de dólares. Su objetivo estaba puesto en hacerlos campeones en menos de cinco años. Ello le ha generado déficit y de acuerdo con el portal de deportes As.com, las pérdidas para el magnate son de 144 millones de dólares por el pago de impuesto de lujo.

Cambió de nombre y de sede, dejó de ser New Jersey Nets para denominarse simplemente como Brooklyn Nets en el 2012, mismo año en el que adoptaron el Barclays Center como su casa, inmueble valuado en 1,000 millones de dólares y del que Mikhail posee 45 por ciento.

En el tema de la asistencia han pasado de tener 75.5% de los asientos ocupados a 93.6% en los encuentros como locales; en relación con su desempeño en la duela, Brooklyn se ubica en el octavo sitio en la Conferencia del Este, con una marca de 17-24 y Lionel Hollins busca igualar lo que lograron los dos entrenadores pasados: clasificar a la postemporada y, de lograrlo, sería la tercera vez consecutiva para el conjunto, el reto será llegar más allá de las semifinales.

Por otro lado, Atlanta (33-8) parece que asegurará su lugar en los playoffs por octavo año sucesivo, su último campeonato fue en la temporada de 1957-1958. Hawks no son de los equipos que registran la mayor asistencia promedio en casa, pero al menos en la presente fase regular han asegurado 86.4% de la capacidad del Philips Arena -que abrió sus puertas en 1999 y tuvo un costo 213.5 millones de dólares.

En el listado de Forbes sobre el valor de las franquicias se ha mantenido en los últimos cinco lugares, por ejemplo, en el 2012 estaba valuada en 270 millones, dos años después está en 425 millones de dólares. Por otra parte el dinero destinado a su nómina ha disminuido en el mismo periodo de 66 a 60 millones de billetes verdes, aunque en el 2011 se ubicaba en el top 10 de las franquicias con mejores salarios.

[email protected]