El vicepresidente de Estados Unidos y un general retirado de la Infantería de Marina fueron algunos de los dignatarios, familiares y otros dolientes que contuvieron el llanto el sábado durante una ceremonia en honor del fallecido héroe espacial John Glenn.

Cerca de 2,500 personas se reunieron en el Auditorio Mershon en el campus de la Universidad Estatal de Ohio para "celebrar la vida" del expiloto de aviones de combate, astronauta que hizo historia y senador federal demócrata durante largo tiempo. Glenn, de un pueblo pequeño de Ohio, fue recordado no solo por su valentía sino también por su consideración hacia otras personas, su integridad y su optimismo.

"Creo que John definía lo que significa ser estadounidense", dijo el vicepresidente Joe Biden. "Lo que más me gustaba de John es que él sabía a partir de su crianza que los estadounidenses ordinarios podían hacer cosas extraordinarias".

John Dailey, general retirado de la Infantería de Marina, dijo que a Glenn se le va a extrañar y que nunca se le olvidará.

"Tuvimos a John por 95 grandes años y aun así fue insuficiente", afirmó Dailey.

Glenn murió el 8 de diciembre a los 95 años. Fue el primer estadounidense en dar la órbita al planeta en 1962, y luego en 1998 se convirtió en la persona de mayor edad en estar en el espacio, a los 77 años.

Ethel Kennedy, viuda de Robert F. Kennedy, aliado cercano de Glenn, y su hijo Robert F. Kennedy Jr. fueron algunos de los asistentes, junto con líderes de la política de Ohio como el gobernador John Kasich y los exgobernadores Ted Strickland y Richard Celeste.

El administrador de la NASA Charles Bolden Jr. dijo que el programa espacial estadounidense "se sostiene sobre los hombros de John Glenn" con su misión actual a Marte.

"Fue el valor, la gracia y la humildad que John mostró toda su vida lo que lo elevó por encima de las estrellas", afirmó Bolden. Agregó que Glenn "siempre representó lo mejor de nuestros ideales estadounidenses".

Las gaitas sonaron mientras el ataúd del astronauta, cubierto con una bandera, fue introducido al auditorio tras una procesión desde la Legislatura de Ohio.

abr