El semanario francés Charlie Hebdo publicó una edición especial a una semana del ataque terrorista en sus instalaciones, lo que provocó grandes filas de personas en toda Francia que esperaban adquirir el ejemplar.