Actualmente, México realiza las acciones suficientes ante el brote del nuevo coronavirus Covid-19, por lo cual ya se transita a la fase tres de preparación, aseguró el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell.

La población compara las acciones que se realizan en otros países con las de México y cree que no son suficientes. Sin embargo, indicó, el país se apega a los lineamientos del Comité de Emergencias de la Organización Mundial de la Salud (OMS), realiza acciones de mitigación para que, en cuanto llegue el virus, se pueda reducir la velocidad y daños por la transmisión.

“Ya llegamos al punto de cambio de la fase dos a la fase tres que incluye simulacros y comunicación expansiva con la sociedad”, indicó.

El funcionario destacó que no se realizarán restricciones de viajes y tampoco medidas de distanciamiento social, como filtros escolares o suspensión de congregaciones masivas, en tanto no entre el nuevo coronavirus al territorio nacional.

El escenario más probable que se tendrá en el país cuando el virus llegue, dijo, en un inicio será de pequeños brotes, después, en un periodo aproximado de cuatro a seis semanas serían transmisiones comunitarias y luego generalizadas.

“Hay estimaciones de que se podría llegar a tener hasta 70% de la población infectada, es decir, de aproximadamente 120 millones de habitantes, habría de 75 a 78 millones infectados, de los cuales, cerca de 10 o 12% podrían tener síntomas, y sólo de 2 a 5% podrían tener enfermedad grave; también pueden ocurrir muertes”, detalló López-Gatell.

De llegar a una fase mayor, los gastos para las preparaciones podrían ser de hasta 15 o 20 millones de pesos más, sin embargo, expresó que no se escatimará en los recursos para la salud pública.

El IMSS está preparado

Por su parte, el Instituto Mexicano del Seguro Social está preparado, tanto en equipamiento como en protocolos, para la llegada del nuevo coronavirus Covid-19, aseguró el director de prestaciones médicas del IMSS, Víctor Hugo Borja.

El funcionario señaló que se han realizado estimaciones sobre cuál sería la capacidad de la atención médica del instituto y el número de pacientes que se podrían atender ante la llegada del coronavirus a México.

“Si hiciéramos los cálculos para todos los derechohabientes del IMSS, pensaríamos en que podríamos tener, con una tasa de ataque de 0.5, como 300,000 derechohabientes que se infectarían".

En ese sentido, indicó que el IMSS cuenta con cerca de 8,506 camas de urgencias en el país y poco más de 4,000 ventiladores, además, “nos hemos estado preparando con equipos de protección personal”.

“Hay que también enfatizar que afortunadamente estamos un poco más allá de la mitad de la estación de influenza, lo que nos permitiría, si se tarda unas semanas más la llegada del coronavirus, no estar tan ocupados en los servicios médicos”, agregó el funcionario.

Situación global

Hasta este lunes 27 de enero, el coronavirus había sumado 81,109 casos a nivel mundial, 78,191 en China y 2,918 en 40 países, y había causado la muerte de 2,788 personas, de acuerdo con los datos de la OMS.

La Protección civil italiana publicó el jueves un nuevo balance que aumentó a 650 contagiados y 17 fallecidos. El anterior, del miércoles, era de 400 contagiados y 12 muertos. En contraste, los contagios y defunciones disminuyeron este jueves en China, cuando se reportaron otros 44 pacientes muertos y 327 nuevos casos confirmados de contagio, en el menor balance diario del brote en más de un mes.

Italia es el territorio más afectado de Europa y se ha convertido en una plataforma de difusión por el continente, donde muchos de los casos registrados en otros países son de personas que recientemente viajaron a las zonas del norte de Italia.

El director ejecutivo del programa de emergencias de la Organización Mundial de la Salud, Mike Ryan, lamentó el jueves la llegada del coronavirus a América del Sur, pero se mostró confiado en la capacidad histórica de Brasil para lidiar con epidemias.

“Es frustrante ver a América del Sur, otro continente, expuesto a este virus”, dijo Ryan en rueda de prensa en Ginebra. (Con información de Notimex, AFP y Reuters)