El uso de la bicicleta se ha incentivado en los últimos años y la idea de cambiar el automóvil por esta alternativa beneficia al medio ambiente. Con la finalidad de que cualquier persona pueda trasportarse por este vehículo, en Francia, el mexicano Michael Hernández diseñó EasyStation, una estación de servicio de bicicletas eléctricas que se recarga inalámbricamente.

Es similar al sistema Ecobici de la ciudad de México, la diferencia consiste en que la estación es ecológica: capta energía por medio de paneles solares instalados en el techo y recarga la batería a través de un sistema de inducción diseñado por Michael Hernández.

EasyStation fue creada por dos empresas francesas: Easybike et BMZ, que fabrica los vehículos, y CliP&Bike, compañía en la que colabora Michael y donde desarrolló el sistema de inducción que evita batallar con cables al recargar la batería, los cuales en ocasiones pueden romperse y provocar corto circuito.

La batería de la bicicleta eléctrica está conformada de ion de litio, similar al de las computadoras, lo que permite un almacenamiento pequeño, pero con mucho más potencia; asimismo, dura 40 kilómetros de uso continuo, detalló el doctor en sistemas, originario de SLP.

La energía que se obtiene del sol se transmite a través de un campo magnético primario a una bobina secundaria localizada en el vehículo. Es como transmitir ondas de radio pero con mucho más potencia y más cerca .

El mexicano explicó que las bicicletas eléctricas son una excelente opción para recorrer grandes distancias, por ejemplo, 20 kilómetros, o para transitar por una zona montañosa, debido a que al pedalear la batería ayuda a mover el vehículo y reduce el cansancio. Además, en París existen calles empinadas en las que si no se tiene la condición física necesaria es difícil recorrerlas en bicicleta.

La estación se presentó en la reciente Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP21) en París. En la ciudad ya existen estaciones de prueba, la intención es ampliar el proyecto a otras ciudades.

Carga inalámbrica de autos

Michael Hernández, quien trabaja en Francia desde hace nueve años, ha desarrollado diversos proyectos, entre ellos se encuentra el sistema de carga eléctrica inalámbrica de vehículos.

Funciona con el mismo principio del sistema de inducción de la bicicleta eléctrica, sólo que la tecnología se instala debajo del suelo y en el vehículo.

De esta forma, se realiza la transferencia de energía, la cual se va directamente a la batería y hace que el carro arranque.

Aparatos funcionales

Michael Hernández también se enfoca en el desarrollo de productos basados en energías alternativas, por ello creó un cargador solar inteligente para el ingeniero Thomas Pollet, quien realizó un recorrido desde Milán hasta Turquía en una bicicleta eléctrica cargada por paneles solares.

El objetivo de la carrera era demostrar que se puede realizar un recorrido con sólo energía solar. La creación de Michael Hernández tiene dos alternativas, enviar energía del panel solar a las baterías o al motor, dependiendo de la demanda de fuerza que se requiera.

Me gusta hacer aparatos que tengan una funcionalidad y este tipo de experiencias me agrada .