Los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación discutieron por segundo día consecutivo las consideraciones relacionadas con la acción de inconstitucionalidad a la Ley de Transporte de Yucatán y mostraron una clara división de opiniones sobre la norma estatal, que regula a las empresas proveedoras de servicios de transporte mediante plataformas tecnológicas, como Uber, Cabify o Yaxi.

En la sesión de este martes, ministros en pleno mostraron opiniones divididas sobre las disposiciones del artículo 40 sexies, fracción VIII y IX de la ley de transporte del estado con respecto a si éstas violan los principios de igualdad, competencia, libertad de trabajo y libertad de tránsito regidos por la Constitución federal, por lo que continuarán discutiendo el tema el próximo jueves 25 de mayo.

El ponente del proyecto, ministro Alberto Pérez Dayán, dijo que si bien existe un grupo de requisitos como la obligación contar con cinturones de seguridad, que el vehículo tenga máximo siete plazas, incluyendo al operador, que cuente con mínimo cuatro puertas y bolsas de aire delanteras y que el conductor sea el propietario del vehículo encaminados a garantizar la calidad en la prestación del servicio, otros representan una barrera legal para el acceso de competidores en el mercado de servicios de transporte, como el que el precio del vehículo sea mayor a cierta cantidad o que debe contar con aire acondicionado.

De acuerdo con la ministra Norma Lucía Piña Hernández, los requisitos que contienen las fracciones VIII y IX ya están contemplados en los respectivos reglamentos de tránsito de cada estado, por lo que en este caso representan una violación al principio de concurrencia. Para el ministro Javier Laynez Potisek, debido a que para los legisladores que realizaron estas modificaciones a la Ley de Transporte la motivación era la seguridad de los usuarios, los requisitos del artículo 40 sexies son exigencias de calidad del servicio que no representan una barrera de entrada a un mercado determinado ni limitan la competencia de estas nuevas empresas tecnológicas.

El propio Pérez Dayán, en la discusión de este martes, se mostró a favor y en contra de determinados requisitos de las fracciones del artículo impugnado, mientras que sus compañeros se dividieron en dos bloques a favor y en contra. Los ministros José Ramón Cossío Díaz y Margarita Beatriz Luna Ramos han estado ausentes en esta discusión, la primera relacionada con Uber que llega a la Suprema Corte y que impondrá criterios sobre la regulación de este tipo de servicios.

En lunes pasado, en la primera sesión sobre la impugnación con el expediente 63/2016, promovida por diputados de la Cámara de Diputados del estado de Yucatán en contra del decreto 400/2016 de junio del 2016 que plantea diversas reformas a la ley de transporte de Yucatán, los ministros concluyeron que es competencia de cada estado la regulación de las empresas de transporte que ofrezcan su servicio a través de plataformas tecnológicas y que no son comparables el servicio de transporte público ofrecido por el servicio tradicional, como son los taxis, y las nuevas compañías tecnológicas de transporte.

¿Cómo va la votación sobre Uber en la SCJN?

La discusión en el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) se reanudará este jueves, luego de dos días de debate sobre la acción de inconstitucionalidad 63/2016, relacionada con la Ley de Transporte de Yucatán.

A favor de la inconstitucionalidad En contra de la inconstitucionalidad
Ministra Norma Lucía Piña Hernández Ministro presidente Luis María Aguilar Morales
Ministro Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena Ministro Javier Laynez Potisek
Ministro José Fernando Franco González Salas Ministro Eduardo Tomás Medina Mora Icaza
Ministro Arturo Zaldívar Lelo de Larrea Ministro Jorge Mario Pardo Rebolledo

* El ministro ponente, Alberto Pérez Dayán, se encuentra en una situación de término medio, a favor y en contra de determinados requisitos dentro de las fracciones impugnadas.

** Los ministros José Ramón Cossío Díaz y Margarita Beatriz Luna Ramos han estado ausentes de la discusión.

Fuente: Suprema Corte de Justicia de la Nación

Argumentaciones encontradas

La circunscripción de los requisitos contenidos en el artículo 40 sexies, fracciones VIII y IX, al mercado de lujo es la razón por la que el ministro Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena consideró que existe una barrera de entrada al mercado de servicios de transporte, pues impiden que las empresas que brinden el servicio de transporte por mediación de una aplicación tecnológica compitan con los otros servicios.

El ministro Fernando Franco argumentó que la ley de transporte no tiene la competencia para regular lo que es ámbito de la regulación de las empresas.

Para el ministro Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, las fracciones en su conjunto son inconstitucionales debido a que es evidente la intención de generar barreras de entrada para dificultar los servicios de plataformas electrónicas, con lo cual se beneficia a otro grupo de prestadores del servicio de transporte de pasajeros . El ministro agregó que en ocasiones estas barreras se imponen por razones políticas muy conocidas por todos .

y esto en ocasiones, se hace, incluso, por razones políticas muy conocidas por todos.

De acuerdo con el ministro Lelo de Larrea, estas fracciones limitarían el derecho de propiedad para quien tiene un vehículo y lo quiere poner a trabajar en una plataforma de este tipo, pero también, se está vulnerando la libertad del trabajo de muchas personas.

Según el ministro Jorge Pardo Rebolledo, lo único que hacen las modificaciones a la ley del transporte de Yucatán es determinar cuáles son los estándares que van a caracterizar a las unidades y a los prestadores de servicio de transporte en la compañías tecnológicas como Uber y Cabify. De acuerdo con el ministro Pardo Rebolledo, la regulación no viola el principio de libre competencia sino que simplemente quienes quieran participar en esta modalidad deben cumplir con los requisitos que señala la ley.

El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, comentó que la mayoría de los requisitos indicados por las fracciones del artículo 40 sexies son tan razonables que lo que buscan es la seguridad y la calidad de este nuevo servicio de transporte.

rodrigo.riquelme@eleconomista.mx