Luego de la decisión del Banco de México (Banxico) de elevar 50 puntos base su tasa de interés para dejarla en 4.75%, los intermediarios financieros no bancarios podrían tener una presión en su rentabilidad, indicó la calificadora Fitch Ratings.

De acuerdo con la agencia, un aumento en las tasas incrementaría el costo del fondeo de la mayoría de los intermediarios financieros no bancarios, pues éste se compone principalmente por fuentes mayoristas a tasa variable.

Para algunas entidades, como las que operan en los segmentos de microfinanzas, financiamiento al consumo y empeño, esto resultará en una baja moderada de su margen de interés neto, ya que no podrán transferir el costo mayor del fondeo a sus acreditados a consecuencia de las tasas altas que cobran y a la competencia alta en estos segmentos , explicó la agencia en un comunicado.

Asimismo, destacó, los intermediarios financieros no bancarios dedicados a los financiamientos agrícolas y a las pequeñas y medianas empresas podrían tener un espacio para incrementar las tasas en sus préstamos para compensar la decisión del Banxico; sin embargo, esto podría tomar tiempo, ya que en muchos casos sus portafolios se componen de préstamos a tasa fija con plazos mayores, por lo que las entidades no podrán hacer cambios inmediatos .

Fitch comentó que el panorama podría ser distinto para algunos intermediarios no bancarios que están autorizados para recibir depósitos del público, como las uniones de crédito, las cooperativas y las financieras populares, pues sus costos de fondeo son menores que las que acuden a otro tipo de fuente de financiamiento.

Pese a este escenario, Fitch Ratings no espera acciones de calificaciones negativas en el mediano plazo como resultado de la presión que se prevé a la rentabilidad de estos intermediarios financieros.

Los niveles de calificación actuales reflejan la naturaleza mayorista de sus fuentes de fondeo a costos generalmente más altos, sus modelos de negocios concentrados y riesgos, así como su rentabilidad por encima del promedio que compensa su apetito de riesgo alto , detalló.

La agencia tampoco espera que el incremento en las tasas del Banxico se traduzca en costos de fondeo mayores de la banca de desarrollo a este tipo de intermediarios, pues los bancos de fomento han ofrecido tasas más competitivas en línea con su naturaleza de segundo piso y en aras de aumentar la inclusión financiera.