El grupo de trabajo para el Programa Nacional de Evaluación de Docentes está reunido en las instalaciones de la SEP, con el objetivo de avanzar en las diferencias que mantienen respecto de la realización de este proceso.

Tanto la Secretaría de Educación Pública (SEP) como el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) acordaron anoche establecer una mesa de diálogo para favorecer la aplicación de este instrumento de diagnóstico de habilidades y competencias.

El titular de la SEP, José Ángel Córdova Villalobos, reconoció en ese marco la actitud y disposición del SNTE para impulsar en común, como se ha hecho desde hace mucho tiempo, acciones en favor de la calidad educativa.

Ello luego de acordar la participación del grupo de trabajo para aclarar las diferencias de apreciación en un plazo breve a fin de definir qué aspectos requieren corrección y seguir adelante con la evaluación.

Es para mi de particular interés el que juntos, como siempre ha sido, sigamos construyendo en favor del progreso de la educación del país , apuntó el titular de la SEP.

Recordó que estos procesos de evaluación tienen un carácter de diagnóstico formativo, de ninguna manera represivo, punitivo o que puedan ser utilizados para descalificar a los participantes; el objetivo es mejorar la capacitación y la actualización docente, y con ello la calidad de la educación.

Tras anunciarse el acuerdo entre la SEP y el SNTE, el secretario general Ejecutivo del sindicato, Juan Díaz de la Torre, afirmó que el gremio magisterial está comprometido con lograr, junto con las autoridades educativas, que el programa de evaluación universal siga adelante.

Asimismo, manifestó la disposición del magisterio para superar las diferencias y divergencias, así como de encontrar aquello que nos lleve a cumplir a todos, la autoridad y los maestros, a su sindicato, a la sociedad, a nuestros padres de familia y de manera más importante aún a nuestros alumnos .

MIF