El subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Carlos Sada, admitió que al gobierno de nuestro país le preocupa la declaración del secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, quien dijo que se está considerando una propuesta para separar a las mujeres y a los niños que cruzan la frontera ilegalmente desde México.

Al acudir a una reunión con diputados federales de la Comisión de Relaciones Exteriores, el subsecretario para América del Norte afirmó que por ahora, es un dicho de de John Kelly, con pocas posibilidades de cumplirse, aunque de ello estará pendiente el gobierno de nuestro país.

NOTICIA: Detenciones en frontera, en el nivel más bajo

En su exposición, el embajador Carlos Sada dijo a los diputados que el gobierno de México no ha negociado hasta ahora nada en ninguna materia con el gobierno de Donald Trump, sino sólo se han decantado los temas a discutir de forma integral, como la renegociación del TLC, los márgenes del río bravo, la iniciativa Mérida; y asunto migratorio, entre otros.

Por lo pronto, descartó que haya deportaciones masivas de mexicanos en Estados Unidos, quienes, reconoció, no quieren regresan a México, sino que se les apoye legalmente para evitar su deportación.

NOTICIA: Activa Cancillería protección a mexicanos residentes en EU

Pidió a los mexicanos en aquel país, que se acerquen a los consulados para que se les diga exactamente cuál es su situación, y ahí está la clave, dijo, para que se deporte a menos gente.

jmonory@eleconomista.com.mx