Diversas organizaciones integradas en la Red por la Rendición de Cuentas advirtieron que eliminar la corrupción en nuestro país requiere una respuesta integral, pues hasta el momento las fuerzas políticas sólo han emitido respuestas incompletas.

Por ello, elaboraron una propuesta para el Sistema Nacional Anticorrupción, la cual se concentra en cuatro ejes principales. Por ejemplo tener un Tribunal de Cuentas con autonomía plena, Fiscalía Anticorrupción independiente; Secretaría de la Función Pública totalmente reformada, lo mismo en el caso de la Auditoría Superior de la Federación.

De acuerdo con Lourdes Morales, de la Red por la Rendición de Cuentas, en el caso de la Fiscalía su autonomía debe ser política y de gestión.

La propuesta indica que en el caso del Tribunal de Cuentas debe ser autónomo, pluripersonal y responsable de prevenir, investigar posibles actos de corrupción, recibir quejas y denuncias, verificar su procedencia y proteger al denunciante, así como sancionar actos de corrupción en el ámbito de su competencia.

En el caso de la Fiscalía Anticorrupción, ésta debe ser independiente y especializada para investigar, integrar y someter expedientes a consideración de jueces penales en casos de corrupción.

La Secretaría de la Función Pública se tiene que reformar completamente. Se habla de rescatarla, no puede ser igual, sino que con mayores facultades , advirtió Lourdes Morales.

Por lo que toca a la Auditoría Superior de la Federación, la Red por la Rendición de cuentas exigió que ésta sea reformada, con autonomía e independencia, facultada para auditar el ejercicio en curso y los ejercicios fiscales anteriores; y obligada a publicar oportunamente sus conclusiones y hallazgos.

Además, propusieron que el Sistema Nacional Anticorrupción esté basado en la creación de dos leyes: Anticorrupción y Ley Nacional de Fiscalización.

[email protected]