La administración federal y los 32 gobernadores del país presentaron ayer el viraje en la estrategia de seguridad pública, orientada a una mayor coordinación, corresponsabilidad compartida y nuevas acciones de gobierno, como la creación de instituciones.

En el marco de la segunda reunión extraordinaria del Consejo Nacional de Seguridad Pública 2012, celebrada en Palacio Nacional, gobierno federal y mandatarios estatales hicieron públicos 12 acuerdos para hacer realidad la seguridad, la justicia y la paz en el país.

Los acuerdos son: la incorporación de representantes de la sociedad civil al Consejo de Seguridad; crear el Programa Nacional de Prevención del Delito; revisar la normatividad en materia de otorgamiento de licencias y permisos a nivel municipal, local y federal, y crear instancias locales para dar cumplimiento a la reforma constitucional en materia de derechos humanos.

Asimismo, se impulsarán mecanismos de coordinación policial para la designación de mandos; se creará un servicio profesional de carrera policial; se consolidarán esquemas de evaluación y certificación policiales; se elaborará un programa nacional de capacitación; se crearán protocolos de actuación policial, y se consolidarán unidades especializadas de combate al secuestro.

También se buscará la consolidación de la Plataforma México y la obligación de las entidades federativas de suministrar, actualizar, sistematizar y consultar las bases de datos, y se conformarán cinco instancias regionales de coordinación.

Éste es el comienzo de una relación de respeto y corresponsabilidad para hacer realidad la seguridad, la justicia y la paz que demanda nuestro país , aseguró Enrique Peña Nieto al encabezar ayer la segunda reunión del Consejo Nacional de Seguridad Pública, pero que a su vez representó su primer acto de este tipo como Presidente del país.

Ante gobernadores y su gabinete de seguridad, el Jefe del Ejecutivo dijo que el mandato de la ciudadanía es claro: vivir en un México de paz, con respeto y protección a los derechos humanos.

Para alcanzar este propósito, hay que transitar de la Estrategia Nacional de Seguridad Pública a una auténtica política de Estado, de corresponsabilidad entre poderes y órdenes de gobierno, ajena a intereses de partido , indicó.

El Presidente agregó que lo importante será dar resultados y cumplir con el objetivo de dar paz y tranquilidad a los mexicanos, para la cual se debe reducir sensiblemente la violencia.

Peña Nieto se dijo convencido de que cuando se trata de trabajar por México, no hay colores partidistas que dividan.

Hay un gran consenso nacional. Todos queremos un México en paz, un México más justo, más equitativo y más seguro. Prueba de ello es que prácticamente la totalidad de las acciones que he anunciado, se acordaron en el marco del Pacto por México que hemos suscrito con las principales fuerzas políticas (PAN, PRI y PRD) del país , destacó.

BALANCE

  • Siete de cada 10 mexicanos se sienten inseguros.
  • Ocho de cada 100 delitos son denunciados y de ésos 15% es resuelto; se estima entonces que sólo uno de cada 100 delitos se castiga.
  • El secuestro se incrementó 83%; el robo en 65%, la extorsión en 40% y los delitos sexuales 16 por ciento.
  • El déficit de espacios carcelarios en el país es de 49,000.
  • De los policías del país, 61% gana menos de 4,000 pesos mensuales y 60% sólo cuenta con educación básica.
  • La CNDH registró 8,902 quejas por tortura, tratos crueles e inhumanos entre el 2007 y el 2011.
  • En el 2007, el INEGI contabilizó 10,253 homicidios dolosos y para el 2011 la cifra aumentó a 22,480 homicidios.

CONSENSO CON GOBERNADORES

CINCO REGIONES PARA NUEVA ESTRATEGIA

Entre las seis líneas de acción anunciadas ayer en la reunión extraordinaria del Consejo Nacional de Seguridad Pública 2012 se incluye el establecimiento de un Sistema de Coordinación y Cooperación, que será conducido por la Secretaría de Gobernación.

Habrá orden, confianza, responsabilidades y competencias claras en los tres órdenes de gobierno , aseguró el presidente Enrique Peña Nieto al anunciar la línea de acción relacionada con la Coordinación.

El Mandatario federal anunció que para lograr una mayor eficiencia, el país se dividirá en cinco regiones operativas, las cuales fueron consensuadas con los gobernadores, mismos que asistieron ayer a la sesión del Consejo.

Cabe destacar que antes del anuncio público de ayer, los mandatarios estatales se reunieron en privado con el presidente Peña Nieto y el gabinete de Seguridad federal.

Así, tras las medidas fijadas este lunes, los responsables de las áreas de seguridad y procuración de justicia se trasladarán a dichas regiones para atender las problemáticas específicas, anunció el Jefe del Ejecutivo federal.

El gobierno de la República fortalecerá y asegurará la colaboración entre sus propias instituciones, así como con las autoridades de los estados, del Distrito Federal y de los municipios , aseguró Peña Nieto ante los actores políticos y medios de comunicación.

El Mandatario advirtió que reducir la violencia y recuperar la tranquilidad de todos los mexicanos requiere de una responsabilidad compartida.

Además establecerán protocolos y sistemas para el intercambio de información y así aprovechar la Plataforma México; además, revisarán la situación de los fondos de seguridad pendientes de entregar a los estados y rediseñarán las reglas de operación de éstos.

Las líneas de la estrategia

El presidente Enrique Peña Nieto dijo que se transitará de una Estrategia Nacional de Seguridad Pública a una auténtica política de Estado y garantizó que no habrá improvisación en ésta. Su política de Estado contiene seis líneas de acción:

PLANEACIÓN

Se planeará la política y los cambios institucionales a mediano y largo plazo, así como cada decisión estratégica y operativo específico. Se pretende que la política de seguridad y justicia no sea reactiva, sino preventiva. El objetivo es fijar metas para trazar la ruta a seguir. La planeación permitirá asignar responsabilidades y fechas precisas de cumplimiento para cada dependencia del gobierno federal y administraciones estatales.

PREVENCIÓN

El Presidente explicó que se enfocarán los esfuerzos institucionales para atender las causas del fenómeno delictivo y no sólo sus consecuencias. La nueva política gubernamental incluye un programa transversal de prevención que alineará políticas públicas; dicho programa contará con recursos por 115,600 millones de pesos. Habrá un Fondo para la Prevención del Delito (2,500 millones) y una Comisión Intersecretarial de Prevención.

RESPETO A DH

Esta línea incluye un Programa Nacional de Derechos Humanos y la creación de una instancia federal que dé seguimiento a la instrumentación de la reforma constitucional. Habrá protocolos de actuación para policías; reformas sobre atención a víctimas, reparación del daño y uso legítimo de la fuerza; y se atenderá la desaparición forzada de personas; habrá una depuración en Migración; y una política pública sobre personas no localizadas.

COORDINACIÓN

Se crea un sistema de coordinación y cooperación bajo la tutela de Gobernación, así como una división del país en cinco regiones operativas. Hasta dichas regiones acudirán los responsables de las áreas de seguridad y procuración de justicia para atender problemáticas. Se promoverá el intercambio de información, con base en Plataforma México, y se revisarán las reglas de operación de los fondos de seguridad para estados.

EVALUACIÓN

La llamada Política de Estado será evaluada en cada una de las acciones contempladas, con indicadores claros, medibles y transparentes , que sirvan a la ciudadanía para calificar el desempeño de las autoridades, anunció el presidente Enrique Peña. La evaluación será utilizada para retroalimentar y, de ser el caso, ajustar dicha Política de Estado. Lo importante, dijo el Jefe del Ejecutivo, es dar resultados, tranquilidad y paz.

TRANFORMACIÓN

Gobernación asume las funciones de seguridad pública, lo que incluye la reorganización de la Policía Federal. Además, se encargará de crear la gendarmería nacional, la cual arrancará con 10,000 elementos y tendrá un control territorial y de vigilancia. El Ejército seguirá en las calles mientras se reestructuran las policías estatales. Los gobernadores presentarán su propuesta de mando único policial, y la PGR se fortalecerá.

[email protected]